Vecinos y comerciantes hacen críticas al remozado paso bajo nivel de Freire

0
533

Plazo. Autoridad dijo que aún tienen tiempo para hacer las observaciones al mega proyecto vial.

CURICÓ. Si bien la puesta en marcha del paso bajo nivel fue celebrada por autoridades y la comunidad en general, sobre todo porque descongestiona avenida Camilo Henríquez, hay algunas personas que viven en las inmediaciones que denunciaron algunos problemas.
En conversación con diario La Prensa, el dueño del local de puestos varios “Colón”, ubicado en la intersección con avenida Balmaceda, Carlos Maldonado, señaló que su inmueble ha quedado con daños estructurales gracias a la construcción de la obra. “No me hizo pedazo el terremoto y sí lo hizo la empresa con el vibrador. Esto lo tenía todo pavimentado, con veredas como corresponde. Hace más de 50 años que estoy aquí en mi negocio, me dijeron que iba a quedar todo igual los del Serviu de Talca, pero no pasó nada”, se quejó.
El comerciante agregó que “tiene que arreglar su casa porque con el vibrador quedó todo quebrajado en los muros”, por lo cual espera que alguna autoridad le dé una solución.

TRÁNSITO
En tanto, el dueño del gimnasio Energía, Marcelo Valdivia, admitió que el paso descongestionará bastante el tránsito vehicular, pero afirmó que hay varios detalles que analizar. “Sale 50 kilómetros la máxima y pasan a 80, 90 y adelantando. Además, las personas que vienen de Tutuquén no pueden virar a la izquierda, hay unos letreros y como la gente es porfiada igual dobla, provocando tacos y algunos han estado a punto de chocar”, advirtió.
Agregó que también algunos locatarios “quedamos con muy poca vereda y sin berma para poder estacionar algún auto o para retirar o dejar alguna cosa. A los locales se puede ingresar solo a pie o en bicicleta. En la parte de la ciclovía, no sale si van para un lado u otro, falta mucha señalética”.

EL LADO POSITIVO
El delegado presidencial provincial, Leopoldo Ibáñez, precisó que las personas que quieran plantear inconvenientes lo pueden hacer sin problemas. “Para que la obra esté cien por ciento entregada, se necesita que exista una conformidad y para eso los vecinos pueden hacer llegar estas pequeñas observaciones, tanto a la empresa privada como al Serviu”, aclaró.
La apertura del paso Freire no solo beneficiará a los automovilistas, sino que también a los locatarios del sector. En ese sentido, el concejal por Curicó, Francisco Sanz, destacó que “los comerciantes y residentes del sector debieran tener la garantía que la calle que une este importante sector comercial de Curicó no debiera inundarse. Por lo tanto, es bueno para ellos, sabemos que hay detalles, pero los podemos ver y recepcionar para trabajarlos desde el ámbito municipal”.