Bayron Oyarzo: “Le tengo un cariño enorme a Curicó”

0
2414

Decisión. El atacante debe definir qué camiseta vestirá en 2023. En Curicó Unido buscan su renovación, mientras reconoce la oferta de otros clubes de Primera.

CURICÓ. Así como Juan Pablo Gómez dejó Curicó Unido y fichó por la Universidad de Chile, hay otros jugadores igualmente coqueteados por los azules como el lateral zurdo Ronald De La Fuente y el extremo ofensivo Bayron Oyarzo. Y mientras De La Fuente mantiene contrato vigente con los curicanos y las ofertas oficiales de la “U” han sido “insuficientes” y hasta “chistosas” como han reconocido desde la dirigencia de Curicó Unido, en el caso de Oyarzo la situación es diferente, pues el atacante finalizó contrato, se encuentra como jugador libre y está pronto a definir la mejor oferta para continuar su carrera en Primera División en 2023.

CONSOLIDAD
“Terminé contrato en el Curi y estamos en proceso de renovación. Mi deseo es siempre aspirar futbolísticamente a subir escalones, pero no niego que le tengo un cariño enorme a Curicó y son decisiones importantes que uno debe tomar en familia. Me han llegado ofertas y hay que conversar y decidir”, reconoció Bayron Oyarzo, protagonista esta temporada en el equipo de Damián Muñoz jugando en 29 de los 30 encuentros disputados y sumando cinco goles en su mejor temporada en Primera División.
“Es lejos mi mejor temporada, me consolidé en Primera División, el año pasado ya venía teniendo minutos y rodaje, pero este año fui más regular y jugué harto”, señaló, y reconoció que tiene dos posiciones preferidas dentro del campo de juego: “A mí me acomoda harto jugar por las bandas, me gustan los duelos y la velocidad para encarar, pero también me gusta engancharme y andar libre, jugar suelto como en varios partidos también lo pude hacer”.

EL INCIDENTE DEL BUS
Colo Colo podía ser campeón en el Monumental si vencía a Curicó Unido en Santiago. Los albirrojos en todo caso no estaban para ser secundarios en fiesta ajena y robaron un empate aguando el festejo colocolino, razón por la que cientos de hinchas esperaron el bus con los jugadores del Curi a su llegada a la ciudad. En ese entonces, Oyarzo se asomó por la escotilla y un par de eufóricos aficionados quisieron robarle su indumentaria deportiva agrediendo al jugador con golpes de mano y pies.
Semanas después, más calmo, Oyarzo se refiere al incidente: “Me subí de buena onda, porque los vidrios del bus eran polarizados y con un compañero dijimos subamos a la escotilla para saludar a la gente y que sepan que estamos agradecidos, pero pasó lo que nunca pensamos y lo que nunca debió pasar”, reconoció y agregó que algunos barristas “se comunicaron por redes (sociales) y me enviaron mensajes a nombre de la hinchada, pidieron disculpas, que ellos no los representaban para nada y claro, esos fueron delincuentes, no fueron hinchas en ese momento”.
Bayron Oyarzo debe decidir en los próximos días su futuro profesional, si éste seguirá ligado al Curi donde fue protagonista y podría ir por su cuarta temporada en el club, o bien partir a un nuevo equipo tal vez con mejores condiciones económicas, aunque con la gran incertidumbre de su futuro futbolístico y del minutaje en cancha.