Encuentro polero después de una forzada inactividad

0
193
Jinetes y caballos dieron espectáculo de dominio y destreza en el juego de polo. (Foto Ricardo Weber Fuentes)

CURICÓ. En un ambiente familiar y bajo una suave brisa veraniega, el Club de Polo de Curicó, dio inicio a su tradicional competencia polera. De esta forma, el denominado “deporte de los reyes”, revivió al inicio de este 2022, tras una pasividad forzada producto de la pandemia que aún afecta a todo el planeta.

Hoy el escenario es más propicio para este tipo de actividad, debido a las condiciones sanitarias bastante más favorables que hace dos años, instancia que permitió poder organizar este primer torneo denominado “Copa Correa Heinsohn-2022”, competencia que se realizó este fin de semana y que convocó a los mejores exponentes de la zona en las series A, B y C.

Del mismo modo, quienes asistieron hasta los prados del Club de Polo, también pudieron disfrutar de la muestra de autos y carruajes antiguos, que pertenecen al museo del empresario Sidney Ojeda.

La tradicional “Copa CH Correa-Heinsohn”, coordinada por Sergio “Teco” Correa, reunió a cuartetos de Huemul, Doña Alicia- Polo Quillahue, General Velásquez, Huapi, Santa Bárbara, La Pradera, CH Correa-Heinsohn, La Francesa, Requingua-Biotecnia, Quinta-Huemul, Haras Villa Rosa y Chacabuco, un espectáculo de primer nivel para los amantes del polo que disfrutaron de cuatro a cinco chukkers tras la bocha al galope en la alfombra verde.

Como una muestra de esta hermosa actividad equina, en el siguiente testimonio gráfico de Ricardo Weber F.