Diego Castro tras “luz verde” a embalse en el río Lontué: “Tomamos la noticia con mucha alegría”

0
9023
Si bien hay “luz verde” para el proyecto, hay una serie de pasos “previos” que necesariamente se deben cumplir, antes de la construcción propiamente tal del embalse.

Anuncio oficial desde el Gobierno. “Se trata del embalse que hace muchos años nosotros estamos peleando. Se llama el Gran Lontué, que queda ubicado en la parte alta del río Lontué, donde se junta con el río Colorado”, contó el abogado.

CURICÓ. En contacto con diario La Prensa, el secretario ejecutivo de la Junta de Vigilancia del río Lontué, Diego Castro Portales, profundizó respecto al “anuncio formal” dado a conocer por parte del Gobierno, relacionado a la construcción de un embalse en el citado afluente. “Tomamos la noticia con mucha alegría, con mucha satisfacción, porque llevamos peleando por ello hace muchos años”, dijo de entrada sobre dicho tema, recordando de paso una serie de “reuniones con ministros de distintos gobiernos, con personeros de todo tipo, intendentes, ministros”, instancias donde expresó la necesidad de darle “luz verde” a un proyecto de tal naturaleza. “Se trata del embalse que hace muchos años nosotros estamos peleando. Se llama el Gran Lontué, que queda ubicado en la parte alta del río Lontué, donde se junta con el río Colorado”, contó.

PASOS
Si bien hay “luz verde” para el proyecto, Castro recalcó que hay una serie de pasos “previos” que necesariamente se deben cumplir, por así decirlo, antes de la construcción propiamente tal. “El anuncio no significa que nos saltemos todos los trámites normales. Hay que hacer prefactibilidad, estudio de impacto ambiental, estudio de ingeniería, o sea, estamos hablando de varios años”, dijo. “Nosotros siempre decimos que estos son proyectos que no le interesa a ningún Gobierno, porque son proyectos que los anuncia un Gobierno, pero no lo va a inaugurar ese Gobierno. Implica una cantidad de recursos gigantesca y probablemente el Presidente que lo anuncie no va a cortar la cinta. Nosotros creemos que a la política le interesa más bien concretar las obras que ellos mismos anunciaron”, recalcó.

REFLEXIÓN
El abogado Diego Castro recordó que tras su arribo, hace ya muchos años atrás, al Maule Norte, ha sido testigo de múltiples episodios ligados a inundaciones. Por ello realizó la siguiente reflexión: “¿Cuántos millones de dólares se habrá gastado el Estado en rehacer Licantén, rehacer los caminos, rehacer los puentes? Si uno lo piensa, es pésimo negocio. En Talca, con los embalses, los tipos controlaron el caudal y no pasó nada, no se fueron los puentes, no se fue Constitución, nada. Si uno lo piensa con tranquilidad, creo que a la larga (construir un embalse) es un buen negocio para el Estado de Chile”, subrayó.   

CONTINGENCIA
En cuanto a materias ligadas más a la contingencia, Castro recalcó que por estos días los esfuerzos están enfocados a poder “meter agua a los canales”, acción que se ha tornado en extremo “compleja”, tras los daños producto de sistemas frontales que golpearon a la zona centro sur del país, durante el pasado invierno. “Nunca en la historia se habían visto tantas máquinas trabajando en el río Lontué. Todas las máquinas retroexcavadoras están trabajando tratando de meter agua. En algunos canales hay máquinas trabajando día y noche (…) Eso tiene un costo que nos ha ayudado el Estado, por supuesto y los canalistas se han puesto con una cantidad de plata que ni le cuento. Eso ha significado un desgaste salvaje”, recalca. Ante tal escenario, producto de la pérdida de miles de hectáreas de plantaciones y de cultivos, el secretario ejecutivo de la Junta de Vigilancia del río Lontué indicó que será prácticamente inevitable que se presente una merma en la producción de una serie de alimentos, por ejemplo, la cereza, manzana y el trigo. “En junio nos pegó muy fuerte, pero en agosto fue una cosa impresionante”, cerró.