Plan de Reconstrucción del Maule podría tener “capítulo especial” para Licantén

0
678
El anuncio del cierre de la planta Licancel, genera inquietud en la comuna ya golpeada con los sistemas frontales.

Negativo escenario. La costera comuna sufrió los efectos de los sistemas frontales de junio y agosto, y ahora se suma el cierre de la planta industrial Licancel.

TALCA/LICANTÉN. Parece existir consenso en que Licantén fue una de las comunas más golpeadas con los sistemas frontales de junio y agosto, cuyos efectos siguen hoy, y a los que se sumó la semana pasada el anuncio de cierre de la planta de celulosa Licancel de la empresa Arauco. Por lo mismo, el delegado presidencial regional, Humberto Aqueveque, señaló que el Plan de Reconstrucción, que se espera conocer pronto, podría considerar un capítulo particular para la comuna del Mataquito. “Más que un Plan de Licantén nos queremos enfocar en un plan que tiene que estar asociado a toda la Región del Maule y es por eso que la ministra (Javiera) Toro está trabajando. Conversé con ella la semana pasada y está ad portas de terminar el Plan de Reconstrucción, que viene asociado a toda la región y con una inversión enorme del Estado. Pero ahí también por cierto habrá que tener algún acápite particular para la comuna de Licantén que ha sufrido tanto y hoy además, cuya sociedad está muy preocupada dadas las circunstancias del anuncio de cierre de la planta Licancel de Arauco”, explicó Aqueveque.
Al respecto, el propio alcalde de Licantén, Marcelo Fernández, habría expresado su preocupación por la situación que vive la comuna, primero afectada con los sistemas frontales y el desborde del río Mataquito que significó dejar bajo el agua a esta zona, y segundo, por el cierre de la planta Licancel. En lo inmediato, esto último significará el despido de más de 160 trabajadores directos, pero además un impacto negativo mayor en el desarrollo laboral y económico de esta comuna y otras, relacionadas con esta industria. Es por esto que el jefe comunal ha pedido un Plan Maestro para enfrentar el negativo escenario y “levantar” la comuna, con medidas económicas, sociales y de desarrollo, pero -al parecer- deberá conformarse con un capítulo especial dentro del Plan de Reconstrucción para el Maule. Respecto de este último, han transcurrido cuatro semanas del último sistema frontal (agosto) y 12 semanas del ocurrido en junio y aún no se conoce públicamente y en su totalidad el mencionado Plan, a cargo de la ministra Javiera Toro, quien comenzó con esta tarea cuando encabezaba la cartera de Bienes Nacionales y la continúa ahora en Desarrollo Social y Familia. Sí ha habido iniciativas sectoriales que han permitido abordar la contingencia y responder ante la emergencia. 

DESAFÍOS
Cuando quedan un poco más de tres meses para el término del año, el delegado Humberto Aqueveque se refirió a los desafíos más inmediatos para la región este 2023. En primer lugar, mencionó la rehabilitación del Maule tras las emergencias climáticas vividas en junio y agosto, seguida luego por la reconstrucción de manera coordinada y con participación de todos los territorios de la región. Un tercer desafío tiene que ver con los incendios forestales en el Maule, que se inician en el último trimestre de cada año y se prolongan hasta el tercer o cuarto mes del periodo siguiente, y donde se hace necesario un trabajo coordinado y colaborativo, entre los sectores públicos y privados para avanzar en prevención, protección y combate.