Llaman a prevenir la violencia en el pololeo

0
738

SAN CLEMENTE. Bajo un fuerte sol de verano, se realizó un operativo de control vehicular permitiendo, además, informar a la comunidad sobre los procesos de denuncias de maltrato, al interior de las relaciones de parejas en adolescentes y jóvenes.

La actividad, en la que participaron el encargado territorial de prevención en Violencia contra la Mujer (VCM) de Talca, Fernando Bochard, representantes de Seguridad Pública del Maule, funcionarios municipales, Casa de la Mujer y del centro de reeducación de hombres, se llevó a cabo en el centro de la comuna de San Clemente, lugar que cada fin de semana reúne a cientos de turistas que van de paso a disfrutar de la gastronomía y la precordillera de Vilches.

La iniciativa busca concientizar a los jóvenes entre 18 y 29 años, acerca de la violencia en las relaciones de pareja.

Al respecto, Fernando Bochard invitó a los jóvenes a sumarse a prevenir la violencia en el pololeo. “Lamentablemente, el 7 de febrero recordamos la lamentable muerte de Antonia, una joven que luego de años y años de violencia, tomó la decisión de suicidarse, y por ello conmemoramos ese día y además de concientizar a la ciudadanía y decirle no a la violencia en el pololeo”, expresó el encargado territorial de prevención en violencia contra la mujer en Talca.

En esta misma línea, la encargada regional de VCM en prevención, María Paz Valdés, realizó un llamado especial a no aceptar conductas violentas y estar alerta, para reconocer que los celos, los gritos, el control, la manipulación, los empujones y las amenazas son señales evidentes de violencia.

El Sernameg e Injuv hicieron un llamado a los jóvenes que vivan situaciones de violencia, a ingresar a la plataforma hablemosdetodo.injuv.gob.cl, la que tiene a su disposición profesionales del área de la salud mental para apoyar a quienes lo necesiten.

Además, Sernameg cuenta con el programa de Prevención en Violencia contra las Mujeres, invitando al sitio sernameg.gob.cl para requerir más información y participar de talleres de sensibilización/conversatorio  y capacitación como monitoras/es juveniles, cuyo requisito es tener 18 o más años para su proceso de formación.