Ciclistas urbanos plantearon inquietudes a nueva secretaria ejecutiva de Conaset

0
322

Observaciones. La poca seguridad y la ausencia de un circuito de ciclovías que una a toda la ciudad de Curicó, fueron algunos de los puntos expresados por las agrupaciones que asistieron al encuentro. 

CURICÓ. Aprovechando la visita a la ciudad de la nueva secretaria ejecutiva de Conaset, Karina Muñoz, agrupaciones, de ciclistas de Curicó plantearon una serie de inquietudes y observaciones, respecto a la realidad que se presenta a nivel local, respecto al sistema vial de carácter urbano. 

Sobre aquello, el presidente de Curicleta, Luis Muñoz, indicó que, por desgracia, Curicó es una de las ciudades con mayores tasas de siniestros viales en Chile. 

“Se supone que es la capital del ciclismo y es donde menos se respeta al ciclista”, dijo. Acotó que, en términos generales, las ciclovías disponibles “están mal diseñadas”, además de que no existe un circuito que conecte sectores de la ciudad con otros. “Lo que tenemos son solo pedazos de ciclovías”, subrayó. 

NUEVO EJE VIAL

Luis Muñoz también tuvo palabras para “lamentar” el trabajo que se realizó en el nuevo eje vial Freire-Alessandri relacionado a las ciclovías, ya que a su juicio “se desaprovechó una gran oportunidad” de haber hecho “las cosas como corresponden”. 

“Allí estaba la ciclovía más antigua de Latinoamérica y ahora solo quedaron algunos pedazos. Nosotros eso lo advertimos, pero nunca se nos consideró, nunca se nos hizo caso”, recalcó. 

ESPACIOS

Subrayó Muñoz que, algo que resulta más que notorio, es que el parque automotriz en la ciudad de Curicó está “sobresaturado”. “Esta ciudad ya no da para más, las calles no se pueden ensanchar, hay tacos, la congestión es alta”, dijo. 

Por lo mismo, a su juicio lo que se debería hacer es “desincentivar” el uso del automóvil, potenciando el transporte público y la bicicleta. 

“En los países del primer mundo, a la inversa de lo que se está haciendo acá, en Europa, las calles las están enangostando. Acá se le está dando más espacio a los autos, con la tonta idea de que con eso se puede descongestionar, lo que es peor, porque se le da la posibilidad a los automovilistas de que puedan andar a más velocidad, con el peligro de que se generen más accidentes”, señaló. 

POLÍTICAS PÚBLICAS

Por último, si bien son varias las agrupaciones que buscan incentivar el uso de la bicicleta, lo cierto es que, por estos días, realizar dicha actividad “no resulta seguro”. De ahí nace la inquietud de poder modificar tal escenario, lo cual, dijo Muñoz, pasa por el desarrollo de una serie de “políticas públicas”. 

“Nosotros no queremos que los autos se eliminen, lo que nosotros queremos es que se compartan de buena manera los espacios que están disponibles. La bicicleta solo entrega beneficios, para la salud, no contamina, evita el estrés”, concluyó. 

EXPERIENCIA

Mauricio Valderrama, quien forma parte la Asociación de Ciclistas Urbanos de Curicó señaló que durante la reunión con la nueva secretaria ejecutiva de Conaset, aprovecharon la oportunidad de exponer lo que ha sido, en general, la “experiencia” de transitar por las vías que tienen infraestructura para el ciclista urbano. 

Uno de los principales focos apunta a la falta de seguridad que entregan tales espacios. “Para muestra un botón, este proyecto, me refiero a la remodelación de la Alameda, que es de hace muchos años, que en general se celebró su realización, contemplaba una ciclovía, pero está mal diseñada, porque no busca dar seguridad. Se hizo solo para cumplir, sin pensar en los estándares de seguridad”, dijo. 

En su recorrido por la ciudad, Valderrama indicó que Curicó cuenta solo con un pequeño tramo cuyo diseño “sí está acorde” a lo que se espera. “Hay un pequeño espacio, en el nuevo puente de Zapallar, ahí hay como una cuadra de ciclovía que sí cumple con los estándares”, dijo.