Amplio despliegue territorial tiene Fundación Sida Maule en la región

0
231
A la labor que realiza la Fundación Sida Maule en los centros penitenciarios de Curicó, Talca, Linares y Cauquenes, se suma un trabajo con quince municipios de la región.

Dificultades. El director ejecutivo, Michael Díaz, aseveró que la actual pandemia ha sido un gran obstáculo para seguir trabajando en diferentes áreas, ya que ha impedido desarrollar con normalidad los programas de intervención, no pudiendo cumplir las metas.

TALCA. Desde 2015 la Fundación Sida Maule viene desarrollando un amplio trabajo de prevención, diagnóstico y acompañamiento en la población maulina respecto del VIH, lo que le ha permitido avanzar en las metas propuestas desde Onusida para evitar que la enfermedad se siga propagando.

A la labor desarrollada en la actualidad con quince municipios de la región, se suma el trabajo que realizan en los diferentes centros penitenciarios, incluyendo la cárcel de mujeres y diversas casas de estudios de educación superior de la región.

El director ejecutivo de la entidad, Michael Díaz, aseveró que la actual pandemia ha sido un gran obstáculo para seguir trabajando en diferentes áreas, ya que han impedido desarrollar con normalidad los programas de intervención, no pudiendo cumplir las metas establecidas.

“Nos hemos enfrentado a una baja en la capacidad de diagnóstico de la población, ello sumado a un quiebre en el stock de abastecimiento de test rápidos en la red pública en el país ha complejizado mucho la respuesta”, enfatizó.

Del mismo modo destacó la estrategia de trabajo con las municipalidades y el impacto a nivel comunitario que se ha logrado implementar, en comunas como San Javier, Sagrada Familia, Molina o Cauquenes.

“En 2019 logramos, gracias al apoyo de Onusida, que diez alcaldes firmaran la declaración de Paris sobre VIH, lo cual ha sido todo un logro a nivel nacional. Por ello nuestro desafío al año 2022 es lograr que al menos otros diez municipios de la región se sumen a este compromiso internacional”, sostuvo Díaz.

El dirigente agregó que “las metas han cambiado y nos desafían a repensar nuestras políticas de intervención, ya que se espera lograr en los próximos cinco años que el 95% de la población de personas que viven con VIH-Sida logre un diagnóstico oportuno, que el 95% reciba un tratamiento antirretroviral (TAR) y que  un 95% llegue a la supresión viral para terminar con la cadena de transmisión del VIH”.

Por ello, la Fundación tiene como propósito a corto plazo, de aquí al 1 de diciembre, la aplicación de al menos mil 500 test de diagnóstico y la realización de operativos púbicos en diferentes puntos de la región, los que se retomarán la primera semana de noviembre, por lo que pronto se dará a conocer el calendario.

RESPUESTA

AL VIH-SIDA

El primero de diciembre de cada año se conmemora el día Mundial en Respuesta VIH-Sida, por lo que la Fundación se encuentra organizando algunas actividades como un seminario regional con la Universidad de Talca; un programa de formación para funcionarios de la salud primaria de la ciudad de Cauquenes; y en conjunto con la autoridad sanitaria, testeos rápidos en las provincias de Curicó y Linares.