Veredas de calle Argomedo siguen en “total abandono”

0
921
Las veredas de Argomedo muestran su actual cara a la comunidad.

Por ahora “no hay solución”. Tramos entre Manso de Velasco y Chacabuco y entre Rodríguez y O’Higgins son los más deteriorados.

CURICÓ. Vecinos del barrio San Francisco, que diariamente deben pasar por calle Argomedo para llegar al centro de la ciudad, señalaban recientemente a diario La Prensa, el “total abandono” que por varios años han tenido las veredas de esa vía: la realidad es que basta dar una vuelta por el sector para darse cuenta de este crudo escenario. La citada calle fue instituida con el nombre de Argomedo en memoria de José Gregorio de Argomedo Montero, primer secretario de la Primera Junta de Gobierno en 1810 y que luego pasó a ser parte del Gobierno de Bernardo O’Higgins y otros altos cargos relacionados a la justicia en Chile, dada su condición de abogado.

Si bien es cierto otras vías están siendo repuestas a través de Serviu y el Gobierno Regional, las de calle Argomedo no pueden seguir esperando.

VEREDAS DETERIORADAS
La calle Argomedo comienza en la avenida Manso de Velasco y se prolonga hasta la avenida Bernardo O´Higgins, concentrando sus veredas más deterioradas en la cuadra de Chacabuco con Membrillar, en ambos costados, y en Rodríguez con O´Higgins. En un recorrido pudimos comprobar que las reiteradas denuncias, realizadas desde hace años por sectores vecinales, siguen vigentes sin ninguna solución hasta el momento, no obstante ser considerada una calle de alto tránsito peatonal dada su conexión con los sectores céntricos de la ciudad. Si bien es cierto se ha avanzado en algunos sectores poblacionales y en la calle Arturo Prat, gracias a los programas Serviu y Gobierno Regional del Maule, también es necesario enfocarse en arterias donde aún no llega este beneficio y además realizar un trabajo de revisión en sectores donde las baldosas, con pocos años de uso, se han comenzado a soltar, como en calle Carmen, Yungay y la población Caupolicán.

PLAN MAESTRO
Profesionales de la construcción han señalado a diario La Prensa que la única manera de avanzar de manera permanente y con mayor claridad con respecto a la recuperación de las veredas del centro ciudadano, donde transitan diariamente miles de peatones, es a través de un programa maestro que desarrollen en conjunto la Municipalidad de Curicó y el Servicio de Vivienda y Urbanismo. Habrá entonces que seguir esperando, han expresado vecinos del sector y peatones del barrio San Francisco, que siempre utilizan esta importante vía de tránsito.