Ministra Camila Vallejo afirma que el Gobierno no se acaba si gana el Rechazo el 4 de septiembre

0
1233
La ministra Camila Vallejo sostuvo que la actual Constitución pone trabas para cumplir “en profundidad” el programa de Gobierno (foto de Andrea Robles, Comunicaciones Segegob).

Entrevista con diario La Prensa. “Vamos a seguir gobernando y empujando con la misma convicción y fuerza nuestro programa”, indicó la vocera durante su estadía en Talca.

TALCA. La ministra Camila Vallejo estuvo a fines de la semana pasada en esta capital regional, por primera vez como Secretaria de Estado. Antes, lo había hecho en su calidad de dirigente estudiantil.
Se reunió con el gabinete regional, visitó las obras del parque río Claro, viajó a San Clemente y tuvo encuentros con la comunidad.
Dialogó con diario La Prensa donde, entre otros aspectos, asumió las críticas hacia la gestión gubernamental. “Hay que echarle para adelante”, dijo al respecto.

BUENAS NOTICIAS
La ministra Vallejo resaltó, en primer término, lo que calificó de “buenas noticias” para la región, como el avance de 95% que presenta la segunda etapa del parque río Claro de Talca y las inversiones por cuatro mil millones de pesos de la Subsecretaría Regional de Desarrollo Administrativo -Subdere-, recursos que se espera lleguen a todas las comunas del Maule para recuperar espacios públicos, y generar empleos. Además, destacó un plan especial de generación de mano de obra en conjunto con Conaf, con dos mil 600 cupos; la construcción de Casas de la Mujer, con respaldo del Gobierno Regional; entrega de ayuda a agricultores con el programa “Siembre por Chile”, el proyecto de ley sobre pago de pensión alimenticia efectiva.
“Llevamos cinco meses de Gobierno, pero estamos a toda máquina desplegándonos para hacer que, cuanto antes, lleguen los proyectos a las personas”, resaltó.

¿De qué manera se puede traducir en el Maule la mayor descentralización que quiere el Gobierno y, además, el cómo otorgarle más atribuciones a los Gobiernos Regionales?
“Cuando asumió el Presidente Boric, dijo que quería terminar su mandato con menos poder y eso pasa por varias políticas públicas, pero una de las más importantes es el traspaso de competencias a los gobernadores regionales (…) Se ha podido avanzar en varias de las competencias que se van a traspasar, para que las gobernaciones puedan tener más autonomía, flexibilidad en el uso de los recursos para que puedan gestionar más rápidamente los proyectos asociados a cubrir ciertas necesidades de las comunidades de sus regiones, en todo lo que tenga que ver con desarrollo productivo, temas sociales, ordenamiento territorial, incluso las unidades de tránsito. Esto será gradual, pero la idea es terminar este proceso con un importante traspaso, para descentralizar y resolver de manera más autónoma los distintos problemas, porque si no la burocracia se los come”.

¿Y también en recursos?
“Tenemos ingresada (al Parlamento) la reforma tributaria y luego vendrá la discusión de las rentas regionales. De hecho, la Ley del Royalty Minero, que busca una mayor recaudación para el Estado con lo que genera la minería, está pensado no solo al fondo nacional, sino también a los fondos regionales. Hay un compromiso de hacer crecer de manera importante, a través de este proyecto, los recursos para las regiones”.

CRÍTICAS
¿Cómo vive usted las críticas que se le hacen al Gobierno y al Presidente de la República?
“Para ser un buen Gobierno se requiere, en primer lugar, estar siempre con los pies en la tierra y asumir el cargo con alta responsabilidad, ya que nosotros administramos un Poder del Estado (Ejecutivo) y no es cualquier cosa; requiere probidad, transparencia, dar un buen uso a los recursos públicos, pero también asumir la crítica y, al mismo tiempo, ver la parte llena del vaso. Si no, hay una separación muy grande entre lo que es la realidad de la ciudadanía respecto de lo que es la gestión de Gobierno y nosotros necesitamos mostrar todo lo que estamos haciendo, para que la gente lo conozca y haga uso de los programas y proyectos que estamos trabajando; la crítica ha sido importante, en su momento muy difícil.  Nos tocó gobernar en un proceso de cambios importantes (proyecto de nueva Constitución), nos ha impactado de manera muy fuerte la inflación, estamos enfrentando un alza sostenida en el tiempo de la delincuencia (…) El compromiso es alto y ha habido un intenso despliegue en estos cinco meses, tratando de resolver cosas que no se habían resuelto en 20, 30 o 60 años”.

De todas maneras ¿Considera que las críticas han sido demasiado injustas, ha habido poca piedad con el Gobierno?
“Siempre he dicho que no tuvimos luna de miel (…) se nos exige un estándar mayor y está bien; antes, existían las ‘Piñericosas’ y hoy, una frase desafortunada es el centro de la atención y la crítica por semanas, pero es parte de lo que nos toca y hay que echarle para adelante porque, al final, estamos acá por las personas y para tratar de mejorar sus condiciones de vida y, al mismo tiempo, cómo transformamos un modelo y un sistema que es injusto y abusivo”.

CONSTITUCIÓN
¿El Gobierno se termina si gana el Rechazo en el plebiscito de salida, en el sentido que no podría seguir adelante con lo que le propuso al país?
“No, vamos a seguir gobernando y empujando con la misma convicción y fuerza nuestro programa, porque es algo que comprometimos a la ciudadanía, pero, evidentemente, gobernar con la Constitución de 1980 te impone limitaciones y trabas que, efectivamente, dificultan el cumplimiento en profundidad del programa que tenemos (…) Sin embargo, sea cual sea el escenario, nosotros damos por sentado que, más temprano que tarde, esa Constitución (la actual) tiene que acabar”.