Dan curso a investigación contra profesor por castigo que propinó a estudiante TEA

0
405
La Fiscalía inició una investigación “por oficio” contra la figura de un profesor de la escuela Cerrillo Bascuñán de Molina, por la responsabilidad que tendría en un presunto maltrato a un alumno.

Escuela Cerrillo Bascuñán de Molina. La madre del menor, de seis años, denunció que el profesor jefe de su hijo lo “castigó”, obligándolo a limpiar los baños del establecimiento. Aquello habría ocurrido ya que el estudiante no lo habría “mirado a los ojos”.

MOLINA. La Fiscalía del Maule (Ministerio Público) dio a conocer ayer que inició una investigación “por oficio” contra la figura de un profesor, de una escuela de la comuna de Molina (Cerrillo Bascuñán), por la responsabilidad que tendrían en un presunto maltrato a un alumno, en específico, un menor de seis años con espectro autista (TEA).

Corresponde a un caso que fue dado a conocer a través de un reportaje de Canal 13, donde la madre del menor denunció que el profesor jefe de su hijo lo “castigó”, obligándolo a limpiar los baños de la escuela. Aquello habría ocurrido ya que el estudiante no lo habría “mirado a los ojos”.

PRIMERO INDICIOS

Los primeros indicios del hecho quedaron en evidencia cuando, a fines de marzo pasado, la madre del menor supo a través de un compañero de su hijo, que el respectivo docente era “muy pesado con él”, puesto que lo pasaba “retando y dándole castigos”. Por lo mismo, la apoderada le consultó a su hijo si aquello era o no verdad, lo que para su desgracia fue confirmado. La “excusa” del profesor era que con tal castigo “estaba ayudando a los compañeros a no contaminarse del Covid-19”. La apoderada señaló que, al momento de dicha situación, el alumno solo llevaba apenas cuatro días de clases en tal escuela.

DENUNCIA

Visiblemente afectada, la madre del menor, quien debe asistir a controles médicos ya que además presenta problemas a su espalda, denunció el hecho al director del citado establecimiento, lo cual dio pie a una investigación de carácter interna. Desde el DAEM de Molina (órgano sostenedor de la aludida escuela) indicaron que apenas se enteraron de dicha situación, “se activaron” los respectivos protocolos. Aquello significó que el profesor fuera “separado de sus habituales funciones”, siendo “redestinado” a otras labores en el propio DAEM.

JUSTICIA

Junto con señalar que “le duele el alma” el saber lo que sucedió, la madre del menor recalcó que lo único que busca es “justicia”, lo cual significa que el profesor “no continúe” desempeñándose en el aludido establecimiento educacional. Si bien su hijo quiere volver a tal recinto, dicho paso lo dará, dijo, “solo cuando lo sienta un lugar seguro”.

Tras informar que se dio inicio a una investigación, desde el Ministerio Público indicaron que el Código Penal establece sanciones contra quienes sean responsables de menoscabar gravemente la dignidad de menores de edad.