“Vivimos una de las sequías más grandes y como Gobierno trabajamos arduamente”

0
425

Cambio climático. Uno de los datos que sustentarán los futuros planes de acción revelan que en la Región del Maule, la escasez hídrica es de alrededor de un 46%; mientras que en la zona de la cuenca de Curicó es de 70%.

Talca. La sequía y escasez hídrica en la zona se ha situado como tema principal para el Gobierno. Por ello, el delegado presidencial regional, Juan Eduardo Prieto, ha participado en reuniones en Santiago, así como mesas de trabajo con el Comité Agrícola y de Obras Públicas en la Región del Maule.

Prieto ha enfatizado que una de las acciones principales para definir de qué forma se gestionará el recurso a través de distintas medidas, es a través de las cifras o catastros.

Uno de los datos que sustentarán los futuros planes de acción revelan que en la región, la escasez hídrica es de alrededor de un 46%; mientras que en la zona de la cuenca de Curicó es de un 70%.

¿Cómo se trabaja actualmente para enfrentar la sequía y escasez hídrica en la región?

“Vivimos una de las sequías más grandes y como Gobierno trabajamos arduamente. Indiscutiblemente el cambio climático llegó para quedarse, es una realidad que requiere de medidas certeras, y no a corto plazo. Por eso, desde el Ejecutivo estamos abordando el tema desde hace un tiempo atrás y hemos analizado el panorama actual, para ejecutar planes no solo enfocados en el presente, sino también a mediano y largo plazo. Lo primero ha sido los catastros, tenemos más de seis mil 100 agricultores quienes requerirán obras de riego como entubamiento, algunos pozos y captaciones en algunos sectores del secano. Luego de ello, solicitamos a la ministra de la cartera, que se declare emergencia agrícola”.

¿Hay preocupación tomando en cuenta que el recurso hídrico es indispensable para la agricultura?

“La falta de precipitaciones auguran una temporada de riego complicada para los agricultores, pero queremos prevenir, porque sabemos que un trabajo bien coordinado con servicios e instituciones del agro, ayudará a hacer frente de mejor forma a esta crisis que vivimos. La región es eminentemente agrícola, por eso queremos ir un paso adelante y abordar la sequía con inversión. Actualmente se están afinando algunas propuestas que serán financiadas desde el nivel central, a través del Ministerio de Agricultura y servicios relacionados. Además, es muy probable que se presente al Gobierno Regional algunas propuestas que vayan en ayuda”.

¿Qué alcances tiene la declaración de emergencia agrícola?

“Con esto, se pueden destinar recursos para gestionar vacunas o tratar animales que estén afectados de salud a causa de la escasez hídrica, comprometiendo el abastecimiento de agua y alimento, así como la disponibilidad de recursos para enfrentar esta situación. Nosotros esperamos que próximamente sea efectiva la declaración que ya solicitamos para ir en ayuda de las 30 comunas del Maule”.

¿Y la declaración de zona de escasez hídrica?

“La normativa establece que la Dirección General de Aguas (DGA) tendrá facultades para la redistribución de aguas y extracción de aguas superficiales mediante autorización. También permiten la entrega de recursos de emergencias para quienes viven en zonas rurales, como el abastecimiento con camiones aljibes. De igual forma, para el decreto se consideran los resultados de un Informe de Condiciones Hidrometeoro-lógicas de la División de Hidrología de la DGA-MOP”.

¿Qué le diría a los agricultores de la zona?

“Lo primero, es que desde hace un tiempo atrás hemos estado trabajando para que la escasez del vital líquido no les afecte y si les afecta, aminorar los impactos de la sequía. Se vienen meses complicados por la escasez hídrica, pero en una región agrícola como la nuestra, las soluciones no pueden esperar y por ello, comenzamos con la petición para que se declare emergencia agrícola”.