Familia casi cae a un barranco en localidad de Los Queñes

0
993

Percance. Personas sufrieron desperfecto mecánico que puso en riesgo sus vidas.

ROMERAL. Una salvada milagrosa tuvo un grupo familiar en la precordillera, pues estuvo en inminente riesgo de caer a un barranco en el kilómetro 62 de la Ruta Internacional J-55. Afor-tunadamente, Carabineros del retén fronterizo Los Queñes iniciaron diversas diligencias para dar rápidamente con el paradero de los turistas, ya que las condiciones del camino eran complejas debido a las condiciones climáticas.

Los funcionarios se implementaron con los equipos necesarios para poder acudir hasta el sector de Pichuante. En ese lugar, el vehículo en que se desplazaban las personas sufrió un desperfecto mecánico que los dejó al borde de un barranco.

Por lo anterior, Carabineros dio alerta de lo ocurrido e inició la búsqueda y, tras dar con el paradero de los ocupantes del móvil, debieron utilizar diversos implementos para poder llevarlos a tierra firme, debido a que el área mantenía elevados niveles de nieve y muy bajas temperaturas.

FINAL FELIZ

Los protagonistas de esta historia agradecieron la oportuna ayuda brindada por los funcionarios policiales, quienes no descansaron hasta poder llevarlos a un lugar seguro y abrigado.

El jefe de la tenencia Romeral, teniente Claudio Sepúlveda, señaló que “tanto la precordillera como la alta cordillera son sectores complejos, sobre todo en este periodo del año, donde las inclemencias climáticas hacen los desplazamientos cada vez más complejos y, para quienes no tienen experiencia, podría ser un paseo con lamentables consecuencias”.

La autoridad policía, agregó que “diariamente realizamos campañas preventivas en el sector con el propósito de entregar consejos preventivos e indicar a los conductores que deben descender en horarios diurnos para su mayor seguridad”.