“Quiero aportar mi experiencia en el ministerio, 30 años como agricultor, para redactar la nueva Constitución”

0
552

Acusaciones. En entrevista con diario La Prensa se refirió a los derechos de agua que tiene en relación a Agropecuaria Wapri. “Es una calumnia inaceptable”.

La semana pasada, Antonio Walker renunció al Ministerio de Agricultura para enfrentar un nuevo desafío: ser candidato a la Convención Constitucional. 

Hoy se encuentra viviendo en Curicó, desde donde asegura que “es maravilloso volver a mi casa, volver al Maule, volver a compartir con personas que uno conoce tanto durante los últimos 30 años”.

Conversamos con el “ciudadano” Walker para conocer sus motivaciones para dejar el ministerio y ser candidato, en esta histórica elección que se realizará el 11 de abril.

“Dejar un ministerio tan lindo, con 16 mil personas, con 12 servicios, con el que recorrí tres veces Chile entero, cuesta, pero creo que la causa hace que valga la pena ese esfuerzo”, aseguró en entrevista con diario La Prensa.

¿Qué lo motivó a tomar la decisión de dejar el ministerio para convertirse en candidato a la Convención Constitucional?

“Lo primero es que creo que en esta Convención necesitamos representantes regionales, que representen al mundo rural, que representen la agricultura, porque, especialmente en mi Región del Maule, es lejos la actividad económica, social y política más importante que tenemos para desarrollar el Maule. La brecha que tenemos entre el mundo rural y urbano es gigante y yo quiero trabajar mucho para que esa brecha se acorte y se termine esa desigualdad. Y también quiero trabajar para tener una agricultura cada vez más sustentable, más humana, más rentable, porque es el principal motor de desarrollo que tenemos para disminuir la pobreza rural”.

“Todo esto me hizo pensar… estoy muy cómodo en un ministerio, estoy muy realizado, hice mucho terreno, pero quiero volver al Maule, a pedir un voto con mucha humildad, porque quiero aportar toda la experiencia de estar en el ministerio durante tres años y la experiencia de 30 años como agricultor en la región. Esta es la madre de todas las batallas, es la elección más importante que vamos a enfrentar en años, escribir esta nueva hoja de ruta, esta nueva Constitución será muy relevante para el futuro de Chile en los próximos 50 años”.

Chile es una potencia agroalimentaria, pero eso no se refleja en la realidad del campo más rural, en el corazón del campo, ¿mejorar esta realidad será un objetivo para usted?

“Tengo dos grandes ejes. Uno es la asociatividad, promoverla en la región, porque el 90% de la agricultura lo componen pequeños agricultores. A mí me gustaría que ellos puedan producir de forma autónoma, procesar sus productos y además venderlos. Los mercados no pueden estar reservados para los medianos y grandes. He dicho en otras oportunidades algo muy fuerte, asociarse o morir; porque para que el pequeño productor pueda competir, tenemos que asociarlo y de esa forma lo haremos grande”. 

“Para que ellos tengan acceso a la tecnología, a buenos asesores, al financiamiento, tenemos que hacerlos más grandes. La unidad hace la fuerza, y ahí hablamos del cooperativismo moderno; quiero ser el constitucional que represente eso y la política nacional de desarrollo que tiene que ser con terminar con la brecha entre el mundo rural y el urbano, y ese es mi segundo eje; tenemos que tener en regiones el mismo acceso a los servicios básicos, a la salud, educación, vivienda, y por supuesto también las pensiones”.

¿Qué otros temas de vital importancia deben estar en la nueva Constitución?

“Yo la llamo la Constitución de la Dignidad, donde la meritocracia y la igualdad de trato son fundamentales. Tenemos que tratar el tema de la regionalización, de cuál es el mejor sistema político para Chile, de los pueblos originarios, el rol de la mujer, la autonomía del Banco Central, del Tribunal Constitucional, del respeto a la propiedad privada, de la sustentabilidad. También tenemos que tratar el tema del agua y todos esos son temas fundamentales para el desarrollo de la agricultura y de la Región del Maule”.

En cuanto a sus primeros días de vuelta en casa, Antonio Walker manifestó que “realmente estoy muy impactado. Pero es una maravilla volver a mi casa, estar con mi familia, ver a mis perros, estar en casa, estar en el Maule. Y sentir el cariño de la gente es muy impresionante; donde voy me reconocen y me entregan su cariño”.

DERECHOS 

DE AGUA

El exministro de Agricultura se refirió también a las acusaciones que se han publicado en redes sociales en relación a los derechos de agua que le pertenecen, manifestando que ha recibido ataques injustificados y alejados de la verdad.

“Desde que anuncié esta candidatura me ha impactado mucho la tremenda campaña de desprestigio que hay en redes sociales. Cuando el partido Comu-nista habla de acorralar a los convencionales, yo lo estoy sintiendo en las redes sociales, porque ahí se dicen muchas calumnias, como el agua que se me atribuye. Se me atribuyen 29 mil litros por segundo, eso lo dice Modatima (Movimiento por la Defensa por la Protección al Agua, la Tierra y la Protección del Medio Ambiente), que con esa agua todos los chilenos podrían tener agua. Eso es mentira. El único delito que he cometido es ser agricultor. Tengo una agrícola que tiene derechos de agua; hice una declaración pública respecto a eso. No puedo creer la mala leche y la violencia verbal que hoy existe en las redes sociales organizadas”. 

Entonces, ¿Cuántos son los derechos de agua que tiene?

“Toda la gente que vive en el Maule sabe que no hay ni un río que pueda llevar 29 mil litros por segundo. Llevo 30 años trabajando en Agropecuaria Wapri y estoy muy orgulloso de ser agricultor. Soy socio fundador de Agropecuaria Wapri, socio minoritario con el 21%. En cosecha tenemos mil trabajadores, la construimos con un equipo maravilloso de técnicos agrícolas y ha sido una contribución tremenda para hacer una nueva agricultura. Todos los agricultores de Chile deben tener sus derechos de agua inscritos, sino incurren en una irregularidad. Modatima dice que yo tengo 29 mil litros por segundo. Agropecuaria Wapri tiene derechos de agua de 548 litros por segundo… yo tengo el 21% de Wapri, o sea, a mí me corresponden 115 litros por segundo. Modatima dice que soy dueño del agua de todo Chile, que con mi agua se puede abastecer a los 17 millones de habitantes del país. Es una calumnia inaceptable. He sido víctima de una persecución política por parte de Modatima y esta es la primera vez que lo digo en un diario. Es inaceptable. Muchos me dicen que me querelle, pero yo no estoy para gastar mi tiempo en querellarme contra esa gente. Estoy muy orgulloso de ser agricultor… transformamos el agua en alimento, en desarrollo, en trabajo y he trabajado mucho para que a los habitantes del Maule no les falte agua”, puntualizó Antonio Walker. 

Finalmente, Antonio Walker aseguró que en la nueva Constitución “voy a defender que el agua como primera prioridad sea para el consumo humano, porque hoy no lo dice. Voy a defender que el agua sea un bien nacional de uso público. Voy a defender que nadie tenga agua para no ocuparla, el agua tiene que tener un aprovechamiento; voy a defender que exista certeza jurídica para los derechos de aprovechamiento del agua; y voy a defender que se mantenga la biodiversidad, los ríos necesitan un caudal ecológico y eso tampoco está en la Constitución”.