¿Hospital de campaña para Curicó?

0
169
Editorial

Desde que surgieron las ya famosas –pero no poco controvertidas– “redes sociales”, que han crecido exponencialmente en Chile y en todo el mundo, se ha estado conformando una gran corriente comunicacional, paralela a los medios de comunicación “formales” (como diarios, radioemisoras y canales de televisión) pero –obviamente– desprovista de la necesaria objetividad y parámetros éticos ya que carecen de un control serio y responsable.

Tal como lo hemos dicho en varias oportunidades en este mismo espacio editorial, en las redes sociales “cabe de todo” y, al decir eso, englobamos lo simplote, lo insulso y grosero e incluso hasta las ideas y opiniones más descabelladas sobre los más diversos temas.

Pero… también en estos mismos espacios públicos e informales, suelen surgir pensamientos y reflexiones bien inspiradas, de gente que demuestra en sus mensajes una razonable formación cívica y moral, conscientes y comprometidos (as) con los problemas humanos y sociales que enfrentan las comunidades.

Es así como en los días y horas recientes, ha comenzado a circular (por Facebook, Twitter y otras plataformas) una especie de “sugerencia” a las autoridades, en orden a estudiar la posibilidad de instalar en la comuna de Curicó un Hospital de Campaña, para dar cabida a los numerosos casos de Covid-19 que se han estado presentando últimamente y en consideración a que el Hospital de Emergencia de calle Chacabuco estaría quedando con escasa capacidad de camas para dicho tipo de pacientes.

Los hospitales de campaña siempre han sido una valiosa ayuda en situaciones de desastres naturales y catástrofes y, sin ir más lejos, a raíz del terremoto del 27/F/2010, el hospital argentino instalado a un costado de la Primera Comisaría de Carabineros jugó un rol altamente positivo, que las autoridades chilenas –a nivel nacional y local–  reconocieron y agradecieron públicamente.-

En este aspecto, las Fuerzas Armadas siempre han estado dispuestas a prestar su colaboración y si la situación lo amerita, seguramente se podría contar con ellos, máxime cuando todavía estamos en situación de catástrofe y viviendo una preocupante “segunda ola” de la pandemia del Coronavirus.