Dirigente pide mayor fiscalización en los alrededores del Hospital de Curicó

0
2269
La presidenta de la Agrupación Vecinal Nororiente, María Raggi, dio a conocer problemática en sector del nuevo Hospital.

María Raggi. Destacó la buena atención del recinto, pero denuncia problemas de seguridad en sus alrededores.

CURICÓ. En conversación con diario La Prensa, la presidenta de la Agrupación de Juntas de Vecinos del barrio Nororiente, María Raggi, aseguró que durante el primer mes de funcionamiento del nuevo centro asistencial las cosas han sido “de dulce y agraz”, ya que junto a la buena atención del Hospital se ha notado el lado negativo por situaciones ajenas al recinto.

Destacó que no existen reclamos y que se ha producido una adecuada atención a los usuarios y entrega de medicamentos bastante expedita. Sin embargo, el problema está en las inmediaciones del Hospital con la falta de vías de conectividad adecuadas.

“No hay fiscalización, porque no se tiene personal para supervisar, la gente estaciona vehículos en cualquier parte, utiliza las veredas que no tienen más de 5 años y las están destrozando. Ocupan las ciclovías produciendo un verdadero caos en el sector”, expresó.

Agregó que existe un grave problema con la locomoción colectiva, tema donde hay desorientación porque la gente no sabe cómo llegar al Hospital. “Si esto se produce para los curicanos, como será para la gente de otras comunas ya que tiene carácter provincial y en este sentido estamos muy al debe”, indicó.

SE NECESITAN SOLUCIONES

La dirigente dijo que para el 15 de abril se ha fijado una mesa de trabajo con representantes de Obras Públicas, Seremi de Transporte y Municipalidad, para definir de una vez las soluciones para estas situaciones que pueden seguir agravándose.

“Toda obra de adelanto trae también problemas para la comunidad y en eso no nos perdemos, pero si seguimos esperando soluciones por más tiempo, todo se va a complicar. Creo que falta más voluntad de quienes tienen que resolver los problemas y no desviar la atención porque se requiere que la ciudad avance realmente”, destacó.

DISPAROS

María Raggi agregó que también se requiere mayor seguridad en el barrio Nororiente, donde está el Hospital, especialmente en sectores aledaños como Rauquén, Villa Alegría, Sol de Septiembre y otros que ven como la delincuencia comienza a crecer.

Comentó que hace pocos días atacaron a un joven con arma blanca; que está apareciendo el comercio de la droga y que en la noche se escuchan disparos, especialmente en terrenos de calle Piloto Marcelo Oxilia, donde existen potreros usados para cazar conejos y disparan sin preocupaciones con rifles a postón y escopetas, afectando a las mascotas. “Hace poco fue herido un gatito, que salvó gracias a la oportuna intervención médica. En cualquier momento podría afectar también a los niños que viven en los numerosos edificios que se encuentran en el sector”, expresó.

SOLUCIONES A TIEMPO

La dirigente manifestó que lo negativo que está sucediendo en el barrio donde funciona el Hospital, tendría que haberse prevenido y que sucede porque no se tomaron medidas a tiempo. Destaca que esperaron 14 años para tener el Hospital y desde hace ocho que se piden medidas de mitigación para prevenir la delincuencia, para el tránsito mejorando las calles que no estaban aptas para un tránsito vehicular tan grande, con caleteras adecuadas, medidas que no solo el barrio ha pedido, sino también la Unión Comunal de Juntas de Vecinos.

“Realmente no se dimensionó lo que iba a pasar porque instalar un Hospital en medio de un barrio populoso también trae dificultades. La ciudad de Curicó merecía más preocupación de quienes dirigen los proyectos, por los inconvenientes que se iban a presentar y no se hizo nada para evitarlos. Esperamos que ahora por ser año de elecciones se pueda avanzar y dar soluciones a los problemas de la comunidad”, manifestó María Raggi.

La dirigente recordó que ahora más que nunca se requiere el tan anhelado Retén de Carabineros, cuyo recinto está disponible, pero que falta la preocupación de las autoridades pertinentes.