Un equipo que mostró luces de su renacer

0
305

Opinión. El equipo que por hoy dirige Damián Muñoz sembró esperanzas entre los hinchas por su atrevimiento, entrega e ímpetu ofensivo. El lunes Curicó Unido recibe al colista Wanderers, en una instancia ideal para reencontrarse con los triunfos y los abrazos.

CURICÓ. Curicó Unido rescató un empate en su visita al estadio El Teniente de Rancagua, igualdad bajo la conducción técnica de Damián Muñoz y un punto a favor, que viene a retomar confianzas en un equipo herido.

Un nuevo rostro mostraron los albirrojos, con mayor ímpetu en ataque y compromiso defensivo, lo cual vino a demostrar una ola de comentarios favorables por parte de los de los hinchas, quienes reconocieron el esfuerzo, sacrificio y búsqueda constante del gol.

Curicó Unido no sale del pantano que lo tiene entrampado con ya 12 partidos oficiales sin ganar, solo en la primera fecha del torneo los albirrojos celebraron un triunfo, sin embargo, el remezón que generó la salida de Martín Palermo vino a descomprimir un tenso ambiente y vio el renacer de algunos que buscaban su oportunidad.

Es el momento entonces de seguir remando en pos del reencuentro con los abrazos, es el momento de que en La Granja se logre dar el batatazo y hundir más aún, a un Santiago Wanderers que fue goleado ayer en su estadio frente a Colo Colo.

ARMONÍA COLECTIVA

Curicó Unido demuestra tener las armas siendo de los equipos que más remata al arco rival, de los que tienen mayores tiros de esquina a favor, aunque no logra transformar aquello en goles, puntos y triunfos a su haber.

Este nuevo Curicó Unido de Damián Muñoz, enfrenta el lunes a los porteños de Valparaíso y será una nueva oportunidad para demostrar el verdadero rostro de este equipo, aquél lleno de ganas de revancha y de optimismo en base a fútbol atrevido, para salir de la incómoda posición en la tabla de posiciones.

El lunes con luz artificial y en casa, con el apoyo frecuente de los hinchas desde el cerro (hasta que la dirigencia que preside Freddy Palma no diga lo contrario presentando la documentación que solicita el regreso de los hinchas al estadio) el Curi buscará reencontrarse con los abrazos y los triunfos.

Para ello y en este objetivo, el partido de media semana frente O’Higgins fue una demostración de que individualidades y armonía colectiva puede existir, sólo resta la demostración en cancha que el equipo puede convertir en arco rival, faltando eso sí aguantar de mejor forma la ventaja y no lamentar errores inmediatos tras un gol, cómo lo visto ante la ‘U’ y frente a los mismos rancagüinos.

Los hinchas siembran esperanza, el equipo tiende a revertir su mala racha y el lunes se escribirá un nuevo capítulo de esta historia aún incierta y que tras la dirección de Damián Muñoz, abre un nuevo signo de interrogación respecto al técnico que tomará la manija de este equipo, por ahora intermitente y aún con el farol rojo encendido.