Riesgo de descenso en el fútbol joven

0
1138

Complicados. Restan tres fechas para que termine de jugarse el Apertura y Curicó Unido a la fecha, es uno de los tres descendidos junto a La Serena y Rangers. Quienes pierdan la categoría a fin de año, deberán enfrentar un torneo regional en 2023. Llamado de atención para los albirrojos y sus políticas deportivas para el área formativa que aún parece seguir al debe.  

CURICÓ. El aplaudido momento de Curicó Unido en el torneo nacional de la Primera División no va de la mano con el desempeño de los curicanos en los campeonatos formativos ANFP, existiendo el riesgo actual de ser uno de los tres clubes que bajará de la Primera División del fútbol joven ANFP a una división regional del fútbol formativo a fines de la temporada. Jugándose este fin de semana la jornada 13 de un total de 15 que considera este Campeonato de Apertura 2022, Curicó Unido se ubica antepenúltimo y en zona de descenso junto a quienes igualmente están en el fondo de la tabla en todas las divisiones: Rangers y Deportes La Serena. Si el torneo terminase hoy, estos tres clubes bajarían de categoría.  

ACTUALIDAD

Entre 16 equipos que juegan en cada serie los torneos de fútbol formativo, Curicó Unido se ubica 15° en categoría Sub-15 con 1 triunfo, 3 empates y 8 derrotas, en Sub-16 los albirrojos son 9° y están cerca de meterse entre los 8 primeros que jugarán playoffs gracias a 5 triunfos, 2 empates y 5 derrotas, los Sub-17 están en la cola como 15° (2 victorias, 1 empate y 9 derrotas), mientras la categoría de Proyección Sub-21 es 11° con 4 triunfos, 2 empates y 6 derrotas. 

Para definir a los tres equipos que descienden a la división regional se realiza una tabla acumulada general, donde se pondera: 15% a los-Sub 15, 20% a los Sub-16, 30% a los Sub-17 y 35% a los Sub-21. 

En esta tabla en el fondo está Rangers (16°) con promedio de 0,625 y La Serena (15°) con 0,682, ambos con el farol rojo en sus narices, mientras que peleando por salvarse se ubican Curicó Unido (14°) con 0,917 y Cobreloa (13°) con 0,958. 

En estas fechas finales del Apertura, Curicó Unido enfrenta este fin de semana a Everton (9° en la general) y luego cierra en un duro escenario con Palestino (4°) y la Católica (3°). Cobreloa en tanto juega con todas sus categorías en estas fechas finales con Wanderers (11°), Unión Española (5°) y Palestino (4°). 

Terminada la fase regular vendrán los playoffs en cada categoría buscando al campeón del Apertura, antes de iniciar el desarrollo del torneo de Clausura 2022, al cabo del cual se definirán los tres descendidos.      

AÚN AL DEBE

A Curicó Unido a la fecha no ha llegado un jefe técnico del fútbol joven y esa reestructuración que se anunció desde la época de elecciones de directiva a fines del año pasado aún no se manifiesta de manera efectiva en el rendimiento de las series menores del Curi, arriesgando descender, tal como lo hizo hace algún tiempo la rama femenina que hoy juega el ascenso en la ANFP. 

Esa dedicación y concentración de fuerzas de los albirrojos hacia el progreso del fútbol joven, por ahora (y como ha sido en el tiempo reciente del club) parece estar lejos de ser una realidad en cuánto a inversión para su real progreso. Ejemplo de aquello es que ningún jugador juvenil Sub-21 del Curi se afianza en el primer equipo ganando camiseta estelar, subiendo y bajando entre primer equipo y categoría de proyección, siguiendo al debe ‘el club de su gente’ en dar más vitalidad, proyección y vías de desarrollo deportivas o identitarias a sus jóvenes, que como desde hace décadas se pronuncia “deben ser el futuro del club”, algo que solo queda en la labia, pues el rendimiento indica que por ahora, los juveniles del Curi estarían descendiendo y alejándose de seguir jugando frente a la U, la UC o Colo Colo, por nombrar los llamados ‘grandes’, y acercándose al grupo Centro Sur Regional integrado por Lautaro de Buin, Santa Cruz o Colchagua, entre otros. 

Los albirrojos deben reaccionar para no sufrir con el descenso de sus menores a fin de año, mientras se abraza el éxito de sus profesionales.