Doctor Luis Jaime deja el SSM asumiendo que la pandemia truncó muchos objetivos de su gestión

0
756
El Dr. Luis Jaime se despidió de quienes fueron sus más estrechos colaboradores al frente del Servicio de Salud del Maule.

Despedida. “Como profesional tenía una deuda con mi zona, lo que me motivó aún más a entregar lo mejor de mí”, reflexionó.

TALCA. El Dr. Luis Jaime Gaete dejó ayer la Dirección del Servicio de Salud del Maule, tras hacerse efectiva su renuncia no voluntaria.

Jaime, especialista en Pediatría Infantil, desarrolló una extensa labor en la repartición pública, primero, como Subdirector de Gestión Asistencial y, posteriormente, desde fines de 2019, como Director de la institución.

“Este cargo lo asumí con mucha entereza, ya que al ser maulino y tener mis raíces en esta región, como profesional tenía una deuda con mi zona, lo que me motivó aún más a entregar lo mejor de mí. Varios de mis objetivos no los pudimos concretar. La pandemia nos truncó muchos de ellos. No obstante, logré consolidar un gran equipo humano que trabajaba conmigo”, dijo en su despedida.

BALANCE

La ahora exautoridad, enumeró parte del trabajo realizado al frente del SSM. Así, destacó las inversiones en infraestructura de salud como la mayor en regiones, con obras como el hospital de Curicó, el avance en el hospital de Linares, los tres hospitales de mediana complejidad en distintos procesos de desarrollo y en cuanto a APS, varios Cesfam y postas rurales en distintas fases de ejecución.

Sobre esto último, detalló que, actualmente, existen 14 proyectos, como los Cesfam de Pencahue y Yerbas Buenas (terminados); Molina (a punto de ser terminado), Sagrada Familia (en construcción), mientras que el “Óscar Bonilla” de Linares, “Maule Norte”, Vichuquén y Curanipe, se encuentran en fase de estudio o postulación para ser diseñados. El de Rauco está en firma de convenio para su licitación y los de Chanco, Iloca, Villa Alegre, Pelarco, y Panimávida en proceso de formulación del proyecto.

Respecto de los hospitales, Jaime destacó los avances en la construcción de los centros asistenciales de Cauquenes, Constitución y Parral; el término del hospital de Curicó e inicio de obras del de Linares.

Consideró significativo el proyecto de conservación de la Unidad de Oncología Ambulatoria del Hospital Regional de Talca, que se encuentra en fase de implementación y que contempla la adquisición y reposición de equipos y equipamiento, y la reposición del resonador magnético y adquisición de un segundo.

PANDEMIA

Para el Dr. Luis Jaime, el gran desafío que debió enfrentar en el transcurso de su labor fue el desarrollo de la pandemia, “lo que nos llevó a desplegar todos nuestros recursos, elaborar estrategias inéditas, ya que nadie en Chile tenía experiencia en este tema. El aumento de camas en Unidad de Cuidados Intensivos, que en pre pandemia teníamos 42 y en un minuto llegamos a tener 170. Otro tema fue el testeo, ya que en un inicio partimos con 250 exámenes PCR en un solo establecimiento y en el día de hoy podemos informar más de 5 mil exámenes”, informó el facultativo.

Dijo que la preparación de la red asistencial para la atención de pacientes que requerían atención producto de la pandemia, implicó también reforzar la dotación de los equipos de salud, entre otras estrategias.

Otro logro, fue la implementación del convenio amplio de colaboración entre el Servicio del Salud Maule, Clínica Alemana y Desafío Levantemos Chile, iniciativa que inició el año 2019 y que se traduce en operativos médicos quirúrgicos. Considera prestaciones como diagnóstico, intervenciones, y capacitación a personal clínico, mientras que los postoperatorios los absorbe la red de salud maulina. Durante el año 2019 se trabajó con Curicó y parte de su personal se ha capacitado en la Clínica Alemana. Y en telemedicina se trabajó con la red completa del Maule.

DESAFÍOS

Sobre los desafíos que quedan para quien le suceda en el cargo (de manera subrogante será Nolasco Pérez), mencionó la puesta en marcha del hospital de Curicó en los próximos meses, terminar el hospital de Linares, mantener la estrategia de formación de médicos y la reducción de las listas de espera.

“La estrategia de formación médica se refiere a lograr que el proyecto Becas Maule II permita dotar de más de 300 médicos a la región y así resolver gran parte de la brecha asistencial existente en los establecimientos de la red; en lo que respecta a listas de espera, reducir tanto las de cirugía y por consulta de morbilidad en las patologías más demandadas, como son traumatología, cirugía digestiva, otorrino, oftalmología y odontología”.