Alcalde de Pelarco y directivo de la ACHM pide que asistencia a clases presenciales sea voluntaria

0
447

Propuesta. La Asociación Chilena de Municipalidades proponen que se flexibilice la asistencia a los colegios al menos durante marzo, ya que una baja asistencia puede afectar las subvenciones futuras y la operatividad de las escuelas y liceos públicos.

TALCA. El alcalde de Pelarco, Bernardo Vásquez, en su calidad de presidente de la Comisión de Educación de  la Asociación Chilena de Municipalidades (ACHM), envió un oficio al ministro de Educación, Carlos Figuera, en el cual le solicita que durante el primer mes de clases (marzo) se flexibilice la asistencia, debido al eventual ausentismo que pudiera registrarse durante el comienzo de este nuevo periodo escolar y la repercusión que tendrá en la entrega de financiamiento para los establecimientos municipales, el cual se vería mermado.

Cabe recordar que por determinación del Ministerio de Educación (Mineduc), el año escolar 2022 se inicia el próximo 2 de marzo con asistencia presencial y obligatoria para los estudiantes.

“Los municipios recibimos la subvención de parte del Mineduc de acuerdo a la asistencia de cada uno de los alumnos. Cuando vemos que actualmente en promedio hay entre 25 mil a 30 mil contagios diarios, creemos que las primeras semanas de clases va a haber mucho ausentismo. Eso se va a ver afectado en las arcas fiscales, porque vamos a tener menos subvención que la que corresponde y eso se va a ver reflejado en el mes de abril o mayo”, aseveró Vásquez.

PREOCUPACIÓN

Del mismo modo el jefe comunal pelarquino enfatizó que a los sostenedores de establecimientos municipales, les preocupa el cumplimiento del protocolo sanitario si las clases se desarrollan en jornada completa y todos los factores que ello implica, como la alimentación de los alumnos y el aforo por cada sala de clase.

“Nuestra gran preocupación son los aforos y la jornada completa. Tenemos que ir monitoreando semana a semana lo que está sucediendo con esta pandemia y, sobre todo, el ingreso a clases”, expresó el alcalde.

Bernardo Vásquez hizo hincapié que con esta solicitud no se manifiesta en contra de la apertura de colegios, sino que pretende que el retorno sea lo más seguro posible para todas las familias. 

“Consideramos que es fundamental volver a nuestras aulas como corresponde, pero hoy día también es necesario que sea bajo protocolos que hagan que la seguridad sanitaria dé tranquilidad a los apoderados”, sostuvo.

Finalmente propuso tanto al ministro de Educación actual como la autoridad que asumirá en el próximo Gobierno, establecer una mesa de trabajo para monitorear cada dos semanas la dinámica de funcionamiento de los establecimientos de cada región, a fin de dar certeza a los apoderados de que sus hijos están cumpliendo la jornada de clases en un espacio seguro, en términos sanitarios o bien adoptar los correctivos necesarios.