Comerciantes ambulantes protagonizan manifestación en Talca

0
720
Los manifestantes cortaron el tránsito por calles 1 Norte y 1 Oriente en una hora peak, apostándose en el frontis de la Municipalidad de Talca (imagen Twitter: @cablevisiontv).

Frente a la Municipalidad. Expresaron su rechazo a la medida adoptada por el alcalde, quien el lunes pasado ordenó desalojar la calle 1 Sur, en al menos tres cuadras.

TALCA. Un grupo de comerciantes ambulantes realizaron ayer una ruidosa manifestación en el frontis de la Municipalidad de Talca, para expresar su rechazo a la medida adoptada por el alcalde Juan Carlos Díaz, quien el lunes pasado ordenó su desalojo de calle 1 Sur, donde ocupaban al menos tres cuadras –entre 3 y 6 Oriente-, para montar sus negocios en plena vía pública.
“El alcalde nos citó a las nueve de la mañana y nos avisa a las 11 que está en Santiago. Entonces el alcalde se está burlando de nosotros, llevamos tres días sin trabajar, la gente tiene que comer, tiene que alimentar a su familia, el alcalde no da ninguna solución”, aseveró el dirigente de los ambulantes, José Rodríguez.
A juicio de Rodríguez “él (alcalde) no quiere erradicar el comercio ambulante, sino que lo que está haciendo es dejar a cientos de familias sin comer. Entonces nosotros estamos aquí deteniendo el tránsito, esperando una pronta respuesta y buscar una solución real, porque todos los días hay que comer y él dijo que hoy día nos tenía la respuesta”.
“El alcalde es un mentiroso y no quiere dar solución a la gente de Talca, a la gente que es realmente de la ciudad y que solamente quiere trabajar”, puntualizó el dirigente.
La manifestación paralizó el tránsito en una hora peak por las arterias que circundan la Plaza de Armas, principalmente calles 1 Oriente y 1 Norte, generando serios atochamientos de vehículos tanto particulares como del transporte público, cuyos conductores se vieron obligados a desplazarse contra el tránsito por calle 1 Oriente, para tomar vías alternativas.
Ante la falta de efectivos de Carabineros para ordenar estas maniobras, los conductores fueron ayudados por ciudadanos que por propia iniciativa asumieron labores de control de tránsito.
También hubo algunos incidentes y refriegas cuando manifestantes ingresaron a un edificio situado frente al municipio talquino con el propósito de sacar mobiliario que les permitiera levantar una barricada, lo que generó la reacción de repudio del personal que administra el edificio.
La manifestación se disolvió pasado el mediodía, sin que se registraran detenidos.