La Virgen sabrá comprender

0
285

Una cosa es la fe religiosa (que a veces puede llegar a ser concebida como un mandato poco sano de la tradición espiritual) y otra muy distinta, es la consciencia responsable de una realidad de innegable riesgo y amenaza latente que este año tiene un nombre concreto: la pandemia del Coronavirus, que hasta el momento ha dejado más de un millón de muertos y millones de contagiados en todo el mundo.

Debido a la crisis sanitaria y con el fin evitar grandes aglomeraciones, las autoridades de gobierno decidieron cancelar la tradicional y multitudinaria peregrinación al Santuario de Lo Vásquez, en la Región de Valparaíso, pero pese a ese llamado a no acudir (porque el santuario iba a estar cerrado), igualmente numerosos y porfiados fieles se hicieron presentes anteayer domingo y ayer lunes

El Santuario de Nuestra Señora Purísima de lo Vásquez es un santuario de la iglesia católica, ubicado en la localidad de Lo Vásquez, comuna de Casablanca, a 32 kilómetros al sureste de Valparaíso. 

En el lugar se venera una imagen que recuerda la Inmaculada Concepción de la Virgen María, celebrada con una gran fiesta el día 8 de diciembre de cada año, donde acuden miles de personas de todo el país durante dos días, principalmente venidos desde Santiago y la Región de Valparaíso.

Esta vez y en ese contexto, se estableció el corte de la Ruta 68 desde el lunes 7 de diciembre a las 17:00 horas hasta las 8:00 del día siguiente, medida que rige para vehículos, bicicletas y peatones, pese a lo cual varias personas llegaron hasta las afueras del templo.

Afortunadamente la mayoría tomó consciencia del peligro que involucran las aglomeraciones y se abstuvieron de llegar hasta Lo Vásquez

En nuestra Región del Maule son especialmente conocidas y concurridas las romerías hasta el Cerro La Virgen en Talca y a la cima del Cerro Condell, en Curicó, las cuales tampoco esta vez se llevarán a cabo, aún cuando para muchos es acostumbrado cumplir mandas para agradecer los “favores recibidos” de la Virgen que, seguramente, sabrá comprender y acoger –con la misericordia y bondad que les son tan propias– a todos quienes siguen el tradicional rezo del Mes de María que se clausura hoy martes 8 de Diciembre en curso.