La casa propia

0
138
Editorial

Concretar el sueño de la casa propia, aunque suene una frase cliché, es el gran anhelo de miles de familias chilenas, pues es la concreción del trabajo, el empeño y la constancia de muchos años. 

Muchas de estas familias viven en condiciones que no son óptimas, ya sea porque tienen que desembolsar dinero cada mes en el pago de un arriendo, siendo que podrían destinarlo al pago de dividendo por una vivienda propia; o porque no cuentan con los recursos para poder optar a este escenario y deben vivir de allegados en la casa de familiares.

Sea cual sea el escenario, la casa es uno de los principales anhelos para lograr la independencia familiar o de la casa de los padres y poder tener un hogar propio. 

Durante el último tiempo hemos conocido varios ejemplos de familias que han concretado este sueño. Uno de los más emblemáticos es el que se refiere al grupo Los Naranjos de la comuna de Sagrada Familia, que lucharon por años por conseguir su vivienda e incluso fueron estafados en ese camino; ellos finalmente recibieron sus viviendas hace pocos días.

Otro caso es el de las familias del comité El Esfuerzo, en la comuna de Licantén, quienes ya cuentan con el terreno para poder construir sus casas, luego de 15 años de trabajo y que marca un hito también porque después de 20 años se volverán a construir viviendas a través del Serviu. 

Por supuesto que estas dos noticias son motivo de alegría y satisfacción para todas aquellas familias que por fin están viendo cómo la constancia y el trabajo comunitario rinden frutos.

Pero también deja en evidencia un sistema que permite que esas mismas familias tienen que esperar más de una década para poder lograr sus objetivos. 

Debe ser frustrante trabajar, hacer trámites, recurrir a distintas autoridades, que pasen y pasen los gobiernos, y seguir esperando por una solución habitacional.

Obviamente la demanda de viviendas es más a la oferta de las mismas y las necesidades de las familias chilenas superan el presupuesto anual que tiene el Ministerio de Vivienda para la construcción de nuevas viviendas.

Se han logrado muchos avances, pero aún es un escenario complejo el que tienen que enfrentar quienes sueñan con su casa propia por más de una década.