Curicó Unido y el polémico var

0
432
Curicó Unido lamentó dos posibles penales no sancionados en Rancagua. (Foto ANFP)

Discusión. “No logro entender bien las interpretaciones de las acciones que van a VAR”, dijo Larcamón tras los posibles penales no sancionados en Rancagua. “El juez VAR le dice que es penal y el árbitro principal decide no cobrarlo”, agregó el técnico curicano. Durante toda esta temporada, la asistencia de video ha perjudicado más que beneficiado a Curicó Unido.  

CURICÓ. VAR es la sigla en inglés de ‘video assistant referee’, traducido al español ‘árbitro asistente de video’. Su implementación comenzó rápidamente a masificarse desde el 2018 y Chile no ha sido la excepción, con un trabajo de capacitación a los árbitros, encargados técnicos y a los mismos jugadores y planteles profesionales. 

Este 2020 la Primera División chilena ha tenido en todos los partidos la presencia del VAR, en algunos aplicando justicia y en otras instancias levantando polémica, como ha sido el caso en los juegos recientes de Curicó Unido ante la Universidad Católica y O’Higgins.  

HISTORIA RECIENTE

El pasado martes Curicó Unido perdía por la cuenta mínima frente a los celestes de O’Higgins y una fuerte carga por la espalda del defensor local Matías Cahais sobre el canterano curicano Gabriel Harding provoca la caída del delantero albirrojo en área local. Con la pelota fuera de la cancha, el árbitro Felipe González realiza el ya habitual gesto de ir a revisar la pantalla de apoyo del VAR y tras revisar una y otra vez, retroceder y observar distintos ángulos de la jugada, el juez interpretando la acción, determina que no hay penal. Los curicanos reclamarían la decisión inmediatamente e incluso al término del primer tiempo. 

No sería la única polémica en Rancagua, pues en los descuentos una mano celeste de Alarcón dentro del área al minuto 95 pudo ser sancionado nuevamente como penal, sin embargo Felipe González con su mano en la oreja escuchando las indicaciones del VAR Fernando Vejar no le dejan dudas y ni siquiera decide ir a ver la jugada de la mano y nuevamente no sanciona lo que para otros jueces pudo ser una clara sanción de la pena máxima. 

Polémica gigante por ambas jugadas de VAR en Rancagua, un apoyo referil que ya había sido protagonista en La Granja con los penales a favor de Curicó ante la Católica por mano arriba del ‘Chapita’ Fuenzalida y planchazo de Saavedra contra Cavalleri. 

Este año, además el VAR fue protagonista en los partidos de Curicó Unido en la fecha 1 ante La Serena donde anulan un penal a favor y una tarjeta amarilla a Bechtholdt la cambian por roja; en la fecha 4 cuando vía VAR se anula un gol a Vera y se sanciona un pena a favor del Curi ante la U. de Conce; la sanción de penal en la fecha 8 por mano del ‘Pepe’ Rojas ante La Calera, la anulación de la expulsión de Rotondi ante Wanderers por la jornada 9 o la expulsión de Ibacache en El Salvador cuando le habían puesto solo cartulina amarilla. El polémico VAR ha hecho de las suyas, más en contra que a favor de Curicó Unido.  

LARCAMÓN Y EL VAR

“Me da bronca porque creo que hicimos méritos suficientes para ganar el partido”, comenzó diciendo el técnico Nicolás Larcamón después del empate 2 a 2 ante O’Higgins. Su molestia evidente era justamente por las decisiones polémicas tras el apoyo del VAR. “No logro entender bien las interpretaciones de las acciones que van a VAR, porque tratando de ser objetivo, el penal a Gabriel (Harding) no logro entender cómo es que viéndolo con una cámara detenidamente y el juez VAR le dice que es penal, el árbitro principal decide no cobrarlo, le busco la vuelta y no entiendo cómo se deciden esas cosas”, agrega Larcamón, para quien la mano final del partido que Felipe González ni siquiera fue a ver repetida, igualmente era sancionable como un tiro penal que pudo acercar a Curicó Unido al triunfo. “Hay que tratar de convivir con este tipo de situaciones”, cerró un Larcamón cada vez más conforme con su equipo, no así con la asistencia de video.