Piden aclarar el destino de los casi 40 perros que estaban en el Canil Municipal

0
3624
Durante esta semana la PDI realizó diligencias en el recinto.

Cuestionado recinto. Según datos que maneja la dirigente social y colaboradora de Fundación Paticorta, Paulina Bravo, en enero del presente año, el citado canil albergaba a 70 perros, número que al mes de julio se redujo a 33. 

CURICÓ. En el contexto del desarrollo de una investigación que buscará establecer la ocurrencia de episodios de “maltrato animal” al interior del Canil Municipal de Curicó, la dirigente social y colaboradora de Fundación Paticorta, Paulina Bravo, planteó de manera pública aclarar el destino de casi 40 perros que permanecían en dicho recinto. 

Según los datos que maneja, en enero del presente año, el citado canil albergaba a 70 perros, número que se redujo a 33, una vez que se dio curso a la investigación en manos del Ministerio Público a raíz de una denuncia efectuada en redes sociales. 

A juicio de Bravo, no existe claridad respecto a “qué fue lo que pasó” con al menos 37 perros, más aún debido al actual contexto marcado por la vigente pandemia, donde claramente “las adopciones han ido a la baja”. “No entendemos lo que pasó con los otros perros”, recalcó Bravo al sitio Corresponsal Ciudadano. 

Por lo mismo, agrega Bravo, una de las diligencias debería apuntar a verificar los registros de adopción que disponga el canil. 

IRREGULARIDADES

Si bien la aludida denuncia fue la que derivó en la investigación en curso, Paulina Bravo aclaró que, al menos por parte de agrupaciones animalistas a nivel local, los cuestionamientos al servicio que entrega el Canil Municipal “no son nuevos”, y que por el contrario, desde hace ya “varios años” llevan expresando, ya sea en medios de comunicación o bien al propio municipio, diversas irregularidades, planteamientos que en su mayoría simplemente no fueron tomados en cuenta. 

Por último, Bravo formuló un llamado a la comunidad para que, en el caso de disponer de antecedentes que respalden la denuncia que originó la investigación en curso, sean entregados en las instancias correspondientes, esto con el fin de velar por el bienestar de los animales.  

MINISTERIO PÚBLICO 

Junto con una serie de diligencias que ha llevado a cabo personal de la PDI, que fueron ordenadas desde el Ministerio Público, en este caso, representado por el fiscal jefe de Curicó, Miguel Gajardo, quien de hecho visitó el cuestionado recinto, el propio municipio curicano ha dado a conocer una serie de medidas. 

Las más comentadas han sido el inicio de un sumario administrativo, producto del cual, mientras permanezca en curso, tendrá al jefe del Departamento Agropecuario del municipio, Patricio Bordachar, “suspendido” de sus habituales funciones. Junto con ello, se designó a un delegado alcaldicio para que lleve a cabo “una auditoría externa”, recayendo dicha función en el médico veterinario, José Ignacio Soto. 

NUEVO PROYECTO

A esto se suma la medida tomada el jueves pasado, por el concejo municipal, de aprobar la adjudicación del proyecto que, precisamente, permitirá dar curso a obras ligadas a una clínica veterinaria y nuevos caniles municipales, proceso que quedó en manos de la empresa Futuro Construcción.