“Juego de reyes” contra la ansiedad y la depresión

0
406
La ajedrecista Julia Figueroa, propone jugar una partida de ajedrez para el estado de ánimo de las personas.

Deporte ciencia. La ajedrecista maulina Julia Figueroa (15 años), ha participado en tres citas mundiales de ajedrez y asegura que practicar en cuarentena le ha ayudado a dormir y alimentarse mejor. 

TALCA. En el mundo, de 4,5 millones de partidas diarias, ha aumentado a 15 millones de partidas diarias. Conocido como “el juego de reyes”, el ajedrez, se ha constituido en un deporte que otorga muchos beneficios desde la psicología.

Estudios científicos realizados por la Escuela de Medicina de la Universidad Yeshiva, aseguran que esta disciplina deportiva ayuda a que el cerebro no se deteriore, como también disminuye considerablemente el riesgo de padecer demencia y combate los trastornos de la depresión y la ansiedad.

Al respecto, la seremi del Deporte, Alejandra Ramos, expresó que “si el ajedrez se practica desde la niñez, ayuda a mejorar la capacidad de resolución de problemas, además de mejorar la lectura y las calificaciones en la asignatura de las matemáticas. Los mismos estudios revelan que existe un área en el cerebro que se activa en los jugadores y que es el reconocimiento de caras. El deporte ciencia es de suma importancia para el desarrollo de la persona y, en el caso de nuestra región, forma parte de los procesos escolares a nivel comunal, provincial, regional y nacional. En nuestra región destaca Julia Figueroa, quien nos ha representado en torneos a nivel escolar. Ella ha recibido apoyo del Mindep-IND para algunos viajes a competir a otras ciudades desde su comuna de Chanco, como también a través de proyectos presentados al CORE, ha podido representarnos en Campeonatos Internacionales como el Campeonato Mundial de la India”.

Jugar ajedrez permite activar las dendritas, que son prolongaciones ramificadas de las neuronas. Éstas transportan señales neuronales a otras neuronas, lo que al estimular su crecimiento, mayor es la captación y envío de señales.

Es decir, se estimula el crecimiento de las dendritas, aumentando la velocidad de la comunicación neuronal, procesamiento y rendimiento.

JUGADORES

Para el juez Luis Casanova, “este deporte es muy compatible con toda práctica online. Hubo un momento, en Europa, que se llegaron a conectar 50 mil personas nuevas en el chat de la Federación. De jugar 4,5 millones de partidas diarias, se llegó a 15 millones de partidas diarias en el mundo. Desde que se desató la pandemia, se han organizado cuatro torneos en línea, pasando de 45 mil a 100 mil usuarios en nuestro país, jugando ajedrez”, dijo.

A raíz de este fenómeno del interés por jugar ajedrez en este tiempo de crisis sanitaria, es que la Universidad de Extremadura, España, inició una investigación para conocer la respuesta psicológica de los jugadores ante el Covid-19.

Se ha consultado a más de 500 jugadores, qué influencia ha tenido la pandemia en sus vidas y qué tanto les ha ayudado jugar ajedrez.

MAULINA

En nuestra región, Julia Figueroa Bernal, oriunda de la comuna de Chanco, ha destacado nítidamente en esta disciplina.

Ha concurrido a tres mundiales: Italia, India y Grecia.

Para la joven deportista “el ajedrez ha sido una vía de escapatoria. Yo vivo con mi mamá y mi hermano de 10 años. Ella trabaja en el Hospital de Chanco, así que está en constante riesgo de contraer la enfermedad y contagiarnos a nosotros. Al principio tuve ansiedad. Tenía insomnio y comía sin responsabilidad. Una noche me habló un chico para que jugáramos ajedrez. Sentí que era el momento de conectarme nuevamente y me fui despejando. Empecé a dormir mejor y alimentarme mejor. Ahora soy más optimista y me cuido mucho. El ajedrez me calmó para pasar la cuarentena. Es un hermoso juego de mesa. Lo recomiendo. Para mí, el ajedrez ha sido una luz en este duro momento que vivimos”, indicó la ajedrecista que es dirigida por un técnico norteamericano, el que le envía pautas de estudio online.

Junto a Julia Figueroa, destacan también los ajedrecistas Pablo Ríos de San Javier, quien compitió en el Mundial de Tarcisio, Italia 2018 y Alexis Aravena que lo hizo en el Mundial de Grecia, categoría Sub-20.