Queda mucho camino por recorrer

0
267

Este miércoles se vivió una jornada histórica en el Congreso, pues luego de un largo debate, que se prolongó por cerca de diez horas, la Cámara de Diputados aprobó la idea de legislar el proyecto de reforma constitucional que permite a los afiliados retirar un porcentaje  de los fondos de pensiones durante el Estado de Excepción Constitucional por Catástrofe. 

Mucho se ha debatido durante ya varios años sobre la propiedad de este dinero, y se ha dicho desde todos los sectores políticos que esos recursos son de cada uno de los cotizantes. Y parece que este punto es lo único en lo que están de acuerdo. 

Porque mientras para algunos esta aprobación ha sido el triunfo de una gran batalla, para otros es una irresponsabilidad tocar el dinero que cada persona está ahorrando para su vejez, estando disponibles varias herramientas a las que las familias chilenas pueden acceder y han sido anunciadas durante los últimos meses por el Gobierno.

Sin embargo, todavía no es “carrera ganada”, pues aún quedan varios trámites legislativos para que este proyecto se convierta en ley.

De hecho, la iniciativa volvió a la comisión de Constitución de la Cámara para comenzar a revisar el texto en lo particular, ya que tras la aprobación de la idea de legislar, ahora es el momento de revisar punto por punto el texto, y afinar su contenido y articulado. 

En este trámite es cuando se revisarán indicaciones y el desde el oficialismo y Ejecutivo podrían hacerse parte si consideran que hay aspectos a mejorar.  

Al llegar al Senado, todo comienza otra vez, pues allí también tendrán que aprobar su idea de legislar e incluso se podría cuestionar su admisibilidad, como lo ocurrido con el postnatal de emergencia. El proyecto también tiene que revisarse en la comisión de Constitución y en alguna más si así lo consideran necesario los senadores. Y debatirse en particular.

Si le hacen cambios, deberá volver a tercer trámite a la Cámara y si hay desacuerdos entre ambas corporaciones, incluso terminar en una comisión mixta para que resuelva las discrepancias.

Como ven, aún queda mucho camino por recorrer.