La visita más triste

0
426

Para algunas personas, el día para celebrar a su madre y agradecer todo lo que ha hecho en la vida por sus hijos, simplemente es todos los días, pues no necesitan una fecha especial para decirle cuánto la aman.

Sin embargo, se ha fijado un día al año para que la celebración sea especial, que sea con bombos y platillos, dando además una instancia para que las familias se reúnan y compartan en torno a la figura de esas mujeres que nos dieron la vida y que en muchos casos se postergan a límites que no podemos imaginar, para que sus hijos sean felices y tengan lo que ellas solo pudieron soñar.

Pero este año por supuesto que fue diferente, pues el acto de amor más grande hacia las madres, precisamente fue no visitarlas y en muchos casos solo fueron homenajeadas de forma virtual. Esa fue la solicitud que el mismo ministro de Salud, Jaime Mañalich, hizo el domingo 10 de mayo en el balance que se entrega cada día desde La Moneda.

Pero parece que ese mensaje no llegó a todos, pues este lunes conocimos el caso de un hombre que debía cumplir cuarentena en Santiago, pues se le había confirmado el contagio por Coronavirus y estaba en la información que maneja Carabineros en los controles que realizan; quien viajó a Curicó en bus, luego se trasladó hasta Molina en minibús, precisamente a ver a su madre, una mujer adulto mayor y luego pretendía volver a la Región Metropolitana.

Fue en ese momento cuando fue controlado y se verificó que incumplió con su cuarentena obligatoria y fue trasladado a la residencia sanitaria ubicada en el sector de Rauquén. 

Todo esto constituye la máxima irresponsabilidad que una persona puede tener en tiempos de pandemia, pues no solo puso en riesgo la salud de su madre, justamente en el Día de la madre, sino que también expuso a todas aquellas personas con las que se cruzó en esta travesía imprudente.

Qué visita más triste es la que hizo este hombre, porque nos seguimos dando cuenta que algunas personas simplemente no entienden… este no es un invento de nadie, las cifras de fallecidos en Chile y todo el mundo tampoco son inventos ni un complot orquestado por alguna potencia. Esto es real y es de esperar que esa madre no se haya contagiado, porque en esta pandemia, los más expuestos a tener un desarrollo grave de la enfermedad son, precisamente, los adultos mayores.