Incomprensible falta de empatía

0
575

En todo el mundo, los trabajadores de la salud se han transformado en la “primera línea” de la lucha contra el avance del Covid-19, llevando a cabo sus labores durante extensas jornadas y en medio del riesgo de contraer dicha enfermedad. Por lo mismo, han recibido una serie de muestras de aprecio a sus esfuerzos por detener la pandemia. Sin embargo, la otra cara de la moneda nos muestra a profesionales de la salud que denuncian haber sido amenazados y discriminados por sus vecinos o desconocidos por “significar un foco de contagio”. 

Por ejemplo, a nivel nacional, se ha podido conocer, a través de distintos medios de prensa, que condominios han amenazado con severas multas e incluso corte de suministros básicos a quienes, desempeñándose en el área de la salud, hagan uso de los espacios comunes, tales como áreas de juego, piscinas, patios o ascensores. 

Tal situación, además de ser profundamente lamentable desde una perspectiva social, resulta abiertamente antijurídica. Una medida diferente sería que cualquier persona que tenga sospechas de haber contraído la enfermedad o que esté diagnosticada con ella, no pueda utilizar los espacios comunes, pues allí la distinción tiene una razón que la sostiene: evitar la propagación del virus. 

Sin embargo, en la forma que han sido planteadas, las restricciones a que nos referíamos anteriormente solo han servido para estigmatizar y hostigar innecesaria e indebidamente a un grupo humano cuya labor resulta crucial en estos días y son, asimismo, abiertamente contrarias a derecho. 

Tomando en consideración el complejo escenario al que como sociedad nos enfrentamos ligado a la pandemia del Coronavirus, que se presenta como una “amenaza invisible” que no respeta edades ni estratos sociales, tales actitudes son francamente “incomprensibles”  y denotan -de paso- una enorme “falta de empatía”, pues son precisamente los funcionarios de la salud quienes han debido asumir, en mayor medida, en su persona y trabajo, los enormes costos que esta pandemia ha implicado.