No es tiempo de paseos

0
418

Si bien en la Región del Maule hemos tenido durante las últimas semanas un par de días con lluvias discretas, aún podemos disfrutar de días iluminados, casi primaverales,  incluso en algunas jornadas con algo de calor.

Las temperaturas de otoño han demorado en llegar y eso hace que exista la sensación de un período que hay que aprovechar antes de recibir las bajas temperaturas que nos golpean duro durante el invierno.

Pero hay que saber hacer la distinción, pues si bien podemos aprovechar este veranito de San Juan como podríamos llamarlo, otra cosa muy distinta es tratar de hacer las cosas que hubiéramos planificado si nos encontráramos viviendo en un año normal.

Este viernes 1 de mayo, es feriado en el marco de la conmemoración del Día del Trabajador, por lo que en nuestro país nos enfrentamos a un nuevo fin de semana largo.

Por supuesto que en años anteriores miles de familias, parejas, grupos de amigos estaban planificando o ya tenían todo listo para pasar unos días de descanso fuera de la casa, pero hay que entender que este año simplemente no se puede. 

Como recordó en el balance diario desde la Intendencia Regional el general Van de Maele, está prohibido en todo el territorio regional desplazarse a las segundas viviendas, y todos quienes sean fiscalizados y no puedan acreditar el punto de destino, serán devueltos. 

El intendente Pablo Milad, también fue enérgico al pedir que por favor la gente no venga a la Región del Maule y que no se muevan de una comuna a otra.

Por supuesto que a muchos les gustaría que las cosas fueran de otra manera. Las personas están pasando por períodos de estrés y ansiedad producto de la incertidumbre que trae asociada la pandemia del Coronavirus y muchos seguramente tienen la necesidad de distraerse  de alguna manera. Por supuesto que se entiende, es normal bajo las circunstancias que estamos viviendo.

Pero hoy más que nunca tenemos que ser responsables y cuidarnos entre todos, porque es la única manera de salir adelante, es la única manera de aplanar la curva de contagios y de una vez por todas ir ganando la batalla.

De esta manera, al cuidarnos todos, podemos tener la seguridad que el próximo año sí se podrá viajar en un fin de semana largo, porque recordemos que ya hay más de 200 compatriotas que perdieron la vida por el Covid-19 y ellos ya no tienen la opción de elegir.