Ministro Mañalich pide a la FACh ir a China a buscar ventiladores mecánicos

0
641
La próxima semana se podría realizar el viaje para traer los mil ventiladores mecánicos.

Para reforzar la red de Salud en el país. La institución castrense ya inició los preparativos para que vuele el Boeing 767 a China para traer una donación de mil ventiladores mecánicos.

SANTIAGO. Apenas terminó la reunión del comité de crisis del Gobierno de este sábado, por la emergencia sanitaria provocada por el Coronavirus, el ministro de Salud, Jaime Mañalich, llamó al comandante en jefe de la Fuerza Aérea, general Arturo Merino Núñez, para solicitar de manera formal el envío de un avión a China que traiga los cerca de mil ventiladores mecánicos que fueron donados por esa nación asiática, lo que permitirá reforzar la red de salud a solo días de que se produzca el peak de contagios por la pandemia, lo que está previsto para la última semana de abril e inicios de mayo.

Fue el 19 de marzo pasado cuando el ministro Mañalich dio a conocer la existencia de esta donación, que incluye una partida importante de insumos médicos por parte del Gobierno chino. “Hemos acordado ayer con el embajador de China (Xu Bu) la adquisición y donación, con toda la generosidad que corresponde, de una cantidad muy importante, más de mil, ventiladores mecánicos adicionales para eventualmente prepararnos para los peores escenarios”, afirmó esa ocasión el jefe de la cartera de Salud. Sin embargo, solo durante la  mañana  de este sábado el Gobierno dio la orden de ir a buscarlos.

POLÉMICA POR VENTILADORES

La cantidad de ventiladores mecánicos disponibles en la red de salud se había convertido en los últimos días en tema de controversia entre las autoridades sanitarias responsables del control de esta crisis y diversos salubristas que venían advirtiendo del riesgo de un colapso por falta de camas críticas y ventiladores mecánicos en Chile.

Según las cifras que ha entregado el Gobierno, en estos momentos puede llegar a contar con 3.315 ventiladores mecánicos, tanto en los hospitales públicos como en clínicas privadas. Sin embargo, la mayoría estaba ya en uso con pacientes con distintas patologías, por lo que solo había 240 ventiladores mecánicos disponibles.

En el Ministerio de Salud aseguraban que no se produciría un déficit de estos equipos, cruciales para el tratamiento de los pacientes críticos por Coronavirus. “Yo la encuentro completamente excesiva, pero nosotros nos preparamos para un escenario muy duro. Incluso, temo la situación contraria, y es que después de esto me hagan una acusación constitucional por haber comprado demasiados respiradores”, afirmó el viernes el ministro Mañalich en entrevista a La Tercera.

En los centros asistenciales se cuenta con 1.229 máquinas en las unidades de cuidados intensivo (UCI) de tratamientos intensivos (UTI), a los que se sumarán de manera gradual cerca de 500 máquinas de anestesia que serán reconvertidas en ventiladores mecánicos, otros 200 ventiladores pediátricos que pueden ser usados en adultos de hasta 50 kilos de peso, y 797 ventiladores mecánicos de distinta complejidad que fueron adquiridos por el Minsal el 13 de marzo pasado.

Además, bajo la coordinación del Ministerio de Ciencias, médicos de la Universidad Chile junto a ingenieros de la Fuerza Aérea, a través de Enaer, y del Ejército, con Famae, están trabajando en la construcción de un prototipo de ventilador mecánico, utilizando para ello los planos que liberó el Massahusetts Institute of Technology (MIT) de Estados Unidos.

VIAJE A CHINA

Tras recibir la solicitud formal de parte de ministro Mañalich, el comandante en jefe de la FACh ordenó dejar en tierra el Boeing 767 de la institución, el que se encontraba realizando tareas de transporte de tropas y de insumos médicos entre las distintas regiones, e iniciar de inmediato la planificación y los preparativos para ir a China a buscar los ventiladores mecánicos.

La FACh espera poder iniciar el viaje el miércoles de esta semana, misión que podría posponerse unos días, debido a los problemas que existen en el transporte aéreo debido a las medidas de cierre de fronteras y al cese en el funcionamiento de aeropuertos decretados por numerosos países.

Para un viaje a China, el Boeing 767 requiere de dos escalas y puede hacer el trayecto de ida y vuelta en cinco días, un tiempo mucho menor que lo haría uno de los aviones Hércules C-130 de la FACh.

El problema es para cubrir la distancia entre Chile y China, la aeronave requiere de tres tripulaciones completas, las que deberán permanecer a su regreso en cuarentena a lo menos 15 días, lo que obligará a la FACh a modificar algunas de las misiones de soporte y transporte que estaba realizando en Chile.

Mañalich en su conversación con el comandante en jefe de la FACh le transmitió, además, las instrucciones sanitarias que deberán cumplir los funcionarios de la FACh tanto de resguardo del personal durante el viaje, como las medidas necesarias para evitar la contaminación de los equipos médicos.

(Fuente diario La Tercera)