Estudiar en casa con la familia

0
395

La recomendación de permanecer en las viviendas para evitar contagiarse con el Coronavirus ha sido una medida preventiva eficaz adoptada por las autoridades, pero incómoda para muchas personas que están acostumbradas a permanecer horas en sus trabajos. 

Sin embargo, el no salir de las casas ha conllevado aspectos positivos. En ese sentido, los padres y apoderados tienen una posibilidad única de participar activamente de la formación de nuestros niños y jóvenes. 

De hecho, ayuda a ocupar el tiempo de buena manera, alejándose de la televisión o dispositivos móviles como celulares.

Tomando en cuenta que los establecimientos educacionales están cerrados por dos semanas, (iniciativa que debería prolongarse con la curva ascendente de nuevos enfermos de Covid-19 en todo el país), los estudiantes están recibiendo los contenidos, actividades y guías a través de Internet. 

Es ahí donde los adultos están cumpliendo con el deber de revisar ese material y guiar a los alumnos en resolver sus tareas, con dedicación y cariño.

Antes de las restricciones por la pandemia mundial, la mayoría de los padres no tenían tiempo para ayudar eficazmente a los estudiantes, sin embargo, con el actual escenario, tienen una posibilidad única para recuperar ese tiempo perdido. 

Si bien hay que armarse de paciencia para entender algunos contenidos, es gratificante dedicarles algunos minutos u horas a los hijos, quienes finalmente lo agradecerán, pues como nunca se sentirán acompañados en el estudio.