Intendente Pablo Milad destacó la construcción del Hospital de Curicó a 10 años del terremoto del 27/F

0
603
El Hospital de Curicó es uno de los grandes avances a 10 años de la catástrofe.

Pendientes. Autoridad reconoció que hay una deuda con la reconstrucción de monumentos nacionales en la puerta norte del Maule.

Para algunos el tiempo ha pasado rápido, pero para otros muy lento. Lo único claro es que a una década de la tragedia que dejó más de 500 muertos en el país, donde más de 300 perdieron la vida en la Región del Maule, ha habido avances importantes como así también hay cosas que siguen igual o peor que antes.

En conversación con diario La Prensa, el intendente regional, Pablo Milad, señaló que la mega emergencia dejó muchas lecciones, pero precisó que se ha avanzado bastante.

“El 99,8 por ciento de la reconstrucción está hecha en cuanto a vivienda, pero sí falta un porcentaje aproximadamente de un cinco por ciento de reconstrucción en cuanto a monumentos nacionales, principalmente iglesias que están aún en proceso, algunas de diseño y otras están en ejecución”, apuntó.

La autoridad sostuvo que la catástrofe sirvió para que se tomen medidas concretar para enfrentar una situación similar en el futuro, sobre todo que somos un país sísmico.

“A través de sensores y de tecnología de última generación, contamos en la región con un equipo de la Onemi bastante calificado en cuanto a todo lo que es la experiencia de haber vivido esta situación”, indicó. 

En ese sentido, puntualizó que todas las comunas de la región tienen planes de contingencia, donde están establecidos los albergues, los puntos de entrega de agua o la generación de electricidad en los distintos puntos de las ciudades.

HOSPITAL

Pablo Milad resaltó la pronta entrega a la comunidad del nuevo centro asistencial de Curicó. El intendente admitió que se necesitaba un nuevo hospital y que el terremoto aceleró ese proceso. “Lamentablemente tienen que pasar estas cosas para modernizarse. No son hechos concretos, somos un país que no es rico y que va en vías de desarrollo”, acotó.

La autoridad regional agregó que las mejoras también se han focalizado en el tema vial para mejorar en parte la calidad de vida de la población.

“Que no sea un proceso negativo desplazarse de un lado a otro, de que los servicios estén cerca de las casas. En eso tenemos que trabajar más todavía, construyendo una ciudad más inteligente”, apuntó.

MONUMENTOS OLVIDADOS

En Curicó todavía no se reconstruyen tres emblemas arquitectónicos de la ciudad como la Iglesia San Francisco, el Santuario El Carmen y la Escuela Balmaceda, las que cada día que pasan se deterioran más, lo que hace que sus mejoras se encarezcan mucho.

Milad precisó que, tras solucionarse un tema judicial en el terreno, se llamó a licitación por la  Iglesia San Francisco, pero “no hubo oferentes por el monto que eran tres mil 700 millones aproximadamente. Poste-riormente, aumentamos y reactualizamos lo que era el costo de la restauración completa de este Monumento Nacional y vino lo del incendio prácticamente de la mano y eso implica modificar el proyecto y aumentar los costos”, aclaró. 

Sobre el futuro del Santuario El Carmen, la autoridad reconoció que hubo muchos problemas, donde al principio la empresa a cargo dejó abandonada la obra y luego hubo anomalías en una posterior licitación. En la actualidad, el concejo municipal de Curicó debe darle visto bueno a la nueva licitación “y luego nosotros revisamos que esté todo acorde con el convenio que se hace entre el Gobierno Regional y el municipio”. Precisó que para evitar problemas, el CORE dispondrá ITO (inspector técnico de obras) directo que fiscalice los trabajos.