Pastores evangélicos de la región acuerdan votar por el “rechazo” a una nueva Constitución

0
1549
Los pastores evangélicos llamaron a votar por el rechazo a una nueva Constitución.

Análisis. Afirmaron que para realizar cambios sociales, más bien se necesita mayor compromiso y voluntad del Ejecutivo y parlamentarios.

TALCA. “No debemos olvidar que la actual Carta Fundamental fue la que posibilitó el retorno a la democracia y bajo ella, nuestro país logró un desarrollo sostenido, estabilidad económica, reconocimiento y prestigio en el contexto mundial”, es parte de los argumentos esgrimidos por el Consejo de Pastores Evangélicos del Maule, que llamó a todos los fieles cristianos a votar por el rechazo a una nueva Constitución. 

Mediante una declaración pública, señalaron que “dado a que nuestros miembros son en gran parte de sectores bajos y medios de la sociedad, por lo que conocemos a diario sus dilemas de vida, compartimos absolutamente todas las demandas sociales, como mejoras en el sistema previsional, de salud, mejoras en las pensiones, aumentar el ingreso mínimo mensual, terminar con los abusos y delitos de colusión y corrupción. Como a la vez, una corrección urgente a la Reforma Procesal Penal, ya que la actual otorga más garantías y derechos al antisocial que a las víctimas”.

Afirmaron que para dar respuesta a tales demandas, “no necesitamos una Nueva Carta Fundamental, como lo han planteado algunos sectores políticos, sino que más bien se requiere que por parte de la clase política (ejecutivo y legislativo) un mayor compromiso y voluntad para subsanar lo anterior”.

Agregaron que “nos oponemos profundamente a los sectores que promueven ideologías foráneas ateas y liberales, que atentan contra los principios históricos en que se ha formado nuestra sociedad. Declaramos que como Iglesia Cristiana Evangélica, no somos partidarios de ninguna ideología política, más bien somos conservadores de los principios y mandamientos que Dios establece en su Palabra, por lo que nos oponemos al aborto, al matrimonio igualitario, a la ideología de género. Creemos que el Estado debe proteger al niño que está por nacer, fortalecer la familia, devolver la autoridad de los padres muy en especial la patria potestad y restablecer la autoridad al estamento educacional y público”.

Más adelante, subrayan que la actual Constitución “fue refrendada por vía ejercicio jurídico y político por los gobiernos anteriores, quienes realizaron profundas reformas. Declaramos enérgicamente que lo que realmente necesita Chile, son mejores servidores públicos, que sean trasparentes, honestos en todo, que sirvan a la sociedad y no a sus propios intereses personales o de partido”. 

Por último, declararon “que no aceptamos el amedrentamiento, tanto de la clase política opositora como de los que promueven la violencia y el vandalismo”.