Obras en camino a Radal Siete Tazas: durante enero quedarán pavimentados los primeros 10 kilómetros

0
743
Cabe recordar que el contrato original, que fue adjudicado por la empresa Tricam, contempla que tales faenas deberían estar concluidas durante el mes de junio del próximo año.

Zona turística. Por tratarse de una obra “aún en ejecución”, se formuló un llamado a los conductores a permanecer atentos a las condiciones de la ruta, respetando las indicaciones ligadas a la correspondiente señalética.

MOLINA. Durante enero quedarán pavimentados los primeros 10 kilómetros del proyecto de mejoramiento de la ruta K-275, que contempla el acceso al Parque Nacional Radal Siete Tazas. 

Así lo dio a conocer el director regional de Vialidad, Manuel Montero, quien recordó que en el global, se trata de una iniciativa que, en su primera etapa, permitirá pavimentar un total de 18,4 kilómetros, esto gracias a una inversión con recursos del Ministerio de Obras Públicas, superior a los 9 mil millones de pesos. 

Una de las características del proyecto es que incluye la mantención de dos viaductos y la construcción de un nuevo puente para el sector El Radal, que dentro del financiamiento global requirió cerca de 3 mil millones de pesos. 

Tomando en cuenta el inicio de la temporada estival, y el carácter “turístico” de dicha zona, se espera un natural aumento en el flujo de vehículos hacia el aludido sector. En tal contexto, por tratarse de una obra “aún en ejecución”, el citado director formuló un llamado a los conductores a permanecer atentos a las condiciones de la ruta, respetando las indicaciones ligadas a la correspondiente señalética. A ello se suman algunos “paleteros” a cargo de controlar el tránsito en tramos específicos. 

“Es una obra en ejecución, por lo tanto, se provocan diferencias de superficie. Lo más riesgoso es cuando va el conductor en una superficie de pavimentación y no va atento a las condiciones y a la señalética dispuesta. Pasar de un pavimento a una superficie granular, que es la base anterior al pavimento, puede considerarse una situación de riesgo. Por lo tanto el llamado es a siempre respetar la señalética, en cuanto a las restricciones de velocidad y a los avisos de las distintas etapas de ejecución”, dijo. 

Cabe recordar que el contrato original, que fue adjudicado por la empresa Tricam, contempla que tales faenas deberían estar concluidas durante el mes de junio del próximo año. 

EJECUCIÓN

El mejoramiento de la ruta K-275 tuvo su inicio en el punto exacto donde hasta antes de tal proyecto, “concluía” el pavimento, es decir, el kilómetro 25, también conocido como “El Empalme”.

“Sin duda es un tremendo avance para la provincia y para la comuna, particularmente para la gente que habita, que es vecino permanente del sector, que yo creo que debe estar muy contento de ir viendo como han ido cambiando las condiciones de tránsito y acercamiento a los radios urbanos. Hay dos dimensiones: una que tiene que ver el vecino del sector y la otra tiene que con el empuje productivo del camino, en el área turística y agroindustrial que prevalece en ese sector”, acotó Montero. 

RUTA J-55

Por su parte, el director regional de Vialidad, Manuel Montero, también se refirió al avance que registra otro de los emblemáticos proyectos viales de la provincia de Curicó, en este caso, el mejoramiento de la ruta J-55, entre el sector de La Unión y el balneario de Los Queñes, en la comuna de Romeral. 

Para tal caso, se trata de un trabajo que en términos generales “ya se encuentra terminado”, solo restando realizar algunos “procesos de cierre” de carácter “administrativos”. 

Por lo mismo, a corto plazo se debería llevar a cabo el simbólico “corte de cinta”, acto que permitirá “oficializar” su entrega.