Javiera Grez se despide de Curicó Unido

0
181

Futuro. Llegó el 2013, ganó un título nacional con la Sub 17 y desde las albirrojas saltó a la selección femenina donde ha jugado Copa América e incluso una Copa del Mundo. Tras seis años en el club cierra un ciclo buscando profesionalización y un sueldo mensual, algo que en Curicó, por ahora no encontrará. “Hoy me toca partir, dejar el club de mis amores”, escribió la lontuenina.  

Curicó. En sus 46 años de vida y en todas sus series de fútbol, Curicó Unido ha tenido solo un caso en que alguien que pertenece al club juega un mundial de fútbol.  Este caso corresponde a la ‘Pequeña Gigante’ de Lontué, Javiera Grez, quien este 2019 a sus tempranos 19 años disputó el mundial femenino de la FIFA en Francia defendiendo a la selección chilena, con la cual también ha jugado Copas Américas y una serie de encuentros internacionales. Desde el 2013 que integra las filas de Curicó Unido, donde el gran logro fue ser campeonas nacionales de la categoría Sub 17 batiendo en la final a la misma Universidad de Chile en Santiago. Tras seis años en el club y producto de la escasa profesionalización de la rama femenina albirroja, Javiera Grez decidió emprender otro rumbo, se irá a jugar por un club a Santiago y en la última práctica, junto a sus compañeras dijo adiós con el corazón herido, pues deja el club de sus amores.  

EL CLUB DE MIS AMORES

En su cuenta de Instagram, @grez_valenzuela10, Javiera Grez escribió: “A todos los profesores que me dirigieron en su momento, gracias por enseñarme todo lo que hoy en día sé, gracias por darme toda su confianza, todo su apoyo, pero por sobre todo agradecerles hacerme la persona que soy hoy, vivimos momentos difíciles, momentos buenos en estos 6 años que estuve en Curicó Unido, tuvimos que vivir momentos donde entrenábamos con lluvia, con frío, con mucho calor, tuvimos que entrenar en tierra, en cemento, en canchas que parecían cerros, jajajá, pero bueno, todo eso nos sirvió para ser campeonas nacionales y me enorgullece ser parte de esa gran generación que me pudo dar por primera vez un título nacional, siendo el primer equipo de provincia en ganarlo”, escribió la lontuenina y actual seleccionada chilena, quien agregó: “Hoy me toca partir, dejar el club de mis amores, donde encontré gente que puedo llamar ‘amigas’, personas que se convirtieron en hermanas y eso es lo que me duele, pero sé que lo entenderán, ojalá toparnos en Primera y poder jugar en contra, jajajá, juro no jugar bien contra ustedes y hacer un autogol jajajá (broma), las mejores de las vibras para todas ustedes, dejen a Curicó Unido en lo más alto como siempre lo hacen, este no es un adiós, sino un hasta pronto, muchas gracias Curicó Unido, club de mis amores”, señaló la ahora exjugadora de la rama femenina del Curi. 

PROFESIONAL

“Me despedí especialmente de mis compañeras que son quienes siempre me valoraron, llevo 6 años en el club y en el último entrenamiento me despedí”, señaló a La Prensa la lontuenina que interesa a un par de clubes capitalinos, aunque ya existen conversaciones avanzadas con uno de ellos. ¿Cuál? “Aún no puedo decir nada, prefiero esperar que el contrato esté listo, reconozco sí que he hablado con un club y a inicios del próximo año seguramente ya se sabrá a dónde iré a jugar”, reconoció la lontuenina que firmará su primer contrato como futbolista profesional, algo que no ha sucedido en el Curi donde la rama femenina no recibe sueldos y solo se juega por amor a la camiseta.